Publicidad

El barrio de Berrocales albergará 22.285 viviendas, donde más de 11.000 contarán con régimen de protección pública. Se trata de uno de los proyectos urbanísticos «más grandes e importantes» de Madrid, que contará con una extensión aproximada de 8.305.818 metros cuadrados.

Según ha informado la Junta de Compensación en un comunicado, se ha comenzado a subastar las primeras dos parcelas para la promoción de vivienda protegida (VPT y VPO). Este barrio se sitúa en el límite sureste de la capital, primera etapa frente al Ensanche de Vallecas.

Publicidad

Por otra parte,  se ha firmado con el Ayuntamiento de la capital el acta de replanteo, lo que supone el «pistoletazo» para las primeras 10.000 viviendas.

Vivienda.

Actualmente, está en ejecución la primera etapa, con una inversión de 35 millones de euros, que se espera finalizar para el cuarto trimestre de 2022, lo que permitirá producir 4.500 viviendas y alcanzar la simultaneidad de obras y urbanización en 2023.

Este proyecto generará más de 8.700 millones de euros de impacto acumulado en el PIB de la capital y de la Comunidad de Madrid y se estiman 167.000 empleos a lo largo del proyecto, estiman.

Nuevos barrios, falta de infraestructuras

Vivir en El Cañaveral significa vivir sin servicios públicos, tal y como denuncian sus vecinos. Este barrio madrileño perteneciente al distrito de Vicálvaro cuenta ya con un padrón de 10.500 personas y ninguna infraestructura pública que les de cobertura; ni colegios, ni centro de salud ni transporte público.

Los vecinos se han unido en plataformas, salen a las calles y mantienen reuniones, pero nada cambia en el barrio. Las personas que poseen un vehículo se encuentran inmersas en atascos todas las mañanas y las que solo pueden usar el transporte público tardan más de media hora en llegar a su destino y a veces, pasan esos treinta minutos esperando los tres autobuses que les recogen o simplemente desplazándose hasta la parada, como han comentado a Noticias para Municipios.

Cansados de pedir lo que les pertenece, continúan su lucha para que El Cañaveral consiga un centro de salud digno y el transporte que les hagan la vida más fácil, así como una educación cercana y de calidad para sus hijos.

aunque la primera escuela infantil pública está en marcha y podrá ser inaugurada en el año 2023, Jonathan Muñoz de la Asociación de Vecinos Juntos por El Cañaveral explica que hay «unos 2.800 niños en edad de escolarizar y no tenemos dotaciones públicas para ellos«.

El concejal presidente de los distritos de San Blas-Canillejas y Vicálvaro, Martín Casariego, ha confirmado a Noticias para Municipios que desde el Ayuntamiento han «cedido parcelas para un colegio público, un instituto y un centro de salud, que debe construir la Comunidad, y para un colegio concertado«.

Alejandra Perez Navarro

Periodista en construcción, apasionada de la Historia Antigua y sus civilizaciones posee un blog propio donde escribe sobre ello. El ámbito periodístico que más ha trabajado ha sido la comunicación...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.