Las familias de Ángel y Fernando, los dos primos menores cuyos restos mortales han sido hallados en el Ecoparque de Toledo, se han personado ya como acusación particular en el procedimiento abierto en el Juzgado de Instrucción número tres de Toledo, encargado de las diligencias abiertas por este caso.

Según han informado fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJCM), esta acusación particular ya ha solicitado al juzgado instructor la práctica de nuevas diligencias de investigación. El procedimiento judicial continúa bajo secreto de sumario.

El padre de Ángel, Ángel Fernández, comparece ante la prensa para informar sobre el caso de su hijo (Foto: EP)

Por otra parte, estas mismas fuentes han explicado que la causa está siendo instruida únicamente por el Juzgado de Instrucción número 3 de Toledo, después de que el juzgado de Madrid que abrió diligencias previas tras la denuncia de la desaparición de los menores se haya inhibido y haya remitido testimonio de dicho procedimiento en favor del juzgado de Toledo.

Los restos hallados la semana pasada corresponden a Ángel

Ángel y Fernando, de 11 y 17 años de edad respectivamente, desaparecieron en el mes de diciembre de Carabanchel. Se les perdió la pista mientras el padre de uno de ellos se encontraba en una lavandería próxima a la calle General Ricardos.

Días después de la desaparición de ambos, el cadáver de Fernando era localizado en el Ecoparque de Toledo, lo que motivó el inicio de una búsqueda el 27 de diciembre en este vertedero para comprobar si el cuerpo de Ángel también se encontraba en ese mismo lugar.

Una vez comenzado el proceso de búsqueda, el 11 de enero se encontraban unos restos humanos en el propio Ecoparque. Estos restos eran trasladados al Instituto Anatómico Forense de Toledo para cotejarlos con pruebas de ADN, cuyo resultado ha confirmado esta misma mañana que corresponden a Ángel.

Sobre las causas de la desaparición y muerte de los dos primos, la primera hipótesis y la principal de la Policía es que los menores se hubieran cobijado del frío y de la lluvia para dormir en un contenedor, en el que hubieran muerto asfixiados –como consta en la autopsia de Fernando como causa del óbito– y hubieran acabado en los camiones de basura. Los familiares descartan por completo esta hipótesis y piden que se investiguen otras.

Olga Martín

Periodista especializada en el ámbito digital. Cuenta con más de 15 años de trayectoria profesional como redactora en diferentes periódicos, agencias de noticias y cadenas radiofónicas, aunque en...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.