La Policía Nacional ha detenido a un patinador por cometer cuatro atracos en diferentes establecimientos de la localidad de Leganés, según ha informado la Jefatura Superior de Policía de Madrid. A bordo de sus patines en línea, intimidaba a sus víctimas con cuchillos o armas de fuego, y apresuradamente huía del lugar tras hacerse con el botín.

El primer hecho se produjo en una farmacia de la localidad a finales del pasado mes de febrero, cuando -según la intervención policial- un varón accedió al interior montado sobre patines e intimidó a las dos empleadas exhibiendo un arma de fuego, al mismo tiempo que les exigía el dinero de la caja de caudales.

Publicidad

Finalmente, el individuo acabó desistiendo en su intento de robo cuando las farmacéuticas lograron huir del establecimiento por una puerta trasera.

Realizó un tirón en la calle a bordo de los patines

Pasados unos días, tuvo lugar otro suceso similar en un establecimiento de alimentación, si bien el arma empleada en este caso fue un cuchillo de cocina de grandes dimensiones. Asimismo, se tuvo conocimiento que otra mujer sufrió un tirón de bolso por parte de un individuo subido en patines que, tras arrebatárselo, huyó rápidamente del lugar.

La Comisaría de Policía Nacional en Leganés.

Las investigaciones llevadas a cabo por los agentes concluyeron cuando el presunto autor cometió un nuevo robo con violencia, propinando un puñetazo en la cara a la víctima, la cual observó cómo este se introducía en un portal próximo a los hechos.

A raíz de las pesquisas, se pudo averiguar que el atracador habitualmente patinaba por las calles del barrio. De este modo, se consiguió identificar a un varón que coincidía con las características de los atracos anteriores. Fue detenido por los agentes el pasado 23 de marzo como presunto responsable de cuatro robos con violencia. La Policía Nacional le puso a disposición de la autoridad judicial.

Es la segunda detención curiosa que se registra en Leganés en los últimos meses. El pasado febrero, agentes de la Policía Nacional detenía a un varón por estafar realizando compras financiadas de teléfonos móviles de alta gama a nombre de ocho víctimas, a las que suplantaba obteniendo su documentación en la copistería en la que trabajaba. Los clientes solicitaban fotocopias de su DNI y el detenido aprovechaba para quedarse con una copia que, posteriormente, presentaba para avalar las operaciones mediante suplantación de identidad.

Según Jefatura, la investigación se inició el pasado mes de diciembre del 2020, cuando se recibió una denuncia de uno de los perjudicados en esta Comisaría.

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.