Los agentes de la Policía Nacional han detenido a tres hombres, todos ellos con antecedentes policiales, por los delitos de estafa, apropiación indebida, falsedad documental y denuncia falsa después de que durante el primer confinamiento por el coronavirus defraudaran presuntamente más de un millón de euros con el material de protección sanitario para afrontar la pandemia, los EPI’s.

Los hombres de 45, 50 y 55 años, investigados, introdujeron sus sociedades, que se encontraban en Andalucía y Cantabria, en la cadena de distribución que se había creado a nivel nacional para abastecer de material sanitario a diversos servicios de salud públicos, operando principalmente en Gran Canaria, Galicia y Madrid.

Estas sociedades, actuando bajo el paraguas comercial de la distribución en España de EPI’s procedentes de China, defraudaron y desviaron entre marzo y mayo de 2020 fondos por un valor superior al millón de euros, según ha informado la Policía Nacional.

Material sanitario elaborado por la red solidaria de Fuenlabrada.

Las detenciones se produjeron después de que los hechos fueran denunciados por un intermediario comercial de la capital grancanaria encargado de proveer de material sanitario básico a diversos servicios públicos de salud, centros médicos y hospitales durante el primer confinamiento. El Juzgado de Instrucción Nº7 de Las Palmas de Gran Canaria ordenó la investigación a los agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal.

Uno de los detenidos intervino durante la pandemia en un programa de televisión en el que aseguraba que lo que él hacía era poner en intermediación fábricas chinas con hospitales españoles, según han indicado fuentes cercanas a la investigación.

En concreto, en su intervención aseguraba que el material según llegaba a las aduanas españolas iban a los hospitales geriátricos.

Alejandra Perez Navarro

Periodista en construcción, apasionada de la Historia Antigua y sus civilizaciones posee un blog propio donde escribe sobre ello. El ámbito periodístico que más ha trabajado ha sido la comunicación...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.