El alcalde parleño exige en este artículo a la Comunidad de Madrid que cumpla con los compromisos pendientes y alerta de la situación económica del tranvía

PARLA / 8 MARZO 2021 / Lejos ya de todas las polémicas derivadas de la implantación del tranvía en Parla, nos corresponde, a quienes tenemos responsabilidades en el consistorio, velar por los intereses de una de las ciudades más grandes en población de la Comunidad de Madrid. De nada serviría ahora querer responsabilizar de la actual situación a la innegable pugna por el poder regional, entablada hace años por Aguirre contra Gómez (o viceversa, es igual) que algunos siguen exhibiendo. Más que nada porque ninguno de los dos actores forma parte del actual escenario político.

En estos momentos es preciso mirar la situación con ojos de 2021, y al hacerlo, las perspectivas del debate son otras. Éstas se deben centrar en las necesidades de Parla, por encima de las propias, y lejos de las falsas polémicas que se generan de forma interesada para no hablar de lo verdaderamente importante.

Publicidad

Estamos en un momento clave para las futuras generaciones. A las recientes aprobaciones de actuaciones tan trascendentales como son el compromiso de construcción de la nueva estación de Cercanías de Parla Norte y la aprobación definitiva del planeamiento del PAU industrial, hay que añadir las derivadas de carencias de nuestra ciudad que pueden condicionar negativamente su futuro.

El barrio de Parla Este, con el trazado del tranvía.

Nos estamos refiriendo, sobre todo, a todas las carencias que amenazan en concreto a Parla Este, barrio que representa algo más de un tercio de los habitantes de Parla. Ese desarrollo urbanístico, similar en volumen al de la ciudad de Pinto y si se me apura, a alguna capital de provincia, puede tener serias dudas en su convivencia a corto y medio plazo.

Efectivamente Parla Este, que supuso una apuesta solidaria y de futuro del Ayuntamiento de Parla al conjunto de la Comunidad de Madrid, puso en el mercado más de 13.000 viviendas, todas con algún tipo de protección, dirigidas a las capas sociales más necesitadas de techo a principios de este siglo. No en vano, muchos de sus vecinos ahora, de otras localidades entonces, encontraron en Parla un sitio donde adquirir una vivienda a un precio razonable en plena burbuja inmobiliaria. Pero este esfuerzo local, no ha recibido una adecuada respuesta por parte de los distintos Ejecutivos Regionales, todos con marchamo del PP.

Publicidad

“Parla Este necesita vida, y no solo la que aporten sus jóvenes habitantes. Necesita que la Comunidad de Madrid cumpla con sus obligaciones a la hora de implementar equipamientos que dinamicen el sector”

Parla Este necesita vida, y no solo la que aporten sus jóvenes habitantes. Necesita que la Comunidad de Madrid cumpla con sus obligaciones a la hora de implementar equipamientos que dinamicen el sector. No es baladí afirmar que únicamente la Casa de la Juventud, financiada por el Plan E, intenta prestar un servicio al barrio. El manido mensaje de la futura construcción del Centro de Salud, que ya “huele” después de catorce años, las obras de los Colegios para Educación infantil y Primaria que no terminan nunca y la construcción del nuevo IES, del que sólo sabemos el nombre, son ya una foto fija de la desidia con la que el Gobierno de Ayuso y Aguado, tratan a Parla.

A ello hay que añadir la delicada situación financiera del cordón umbilical que une Parla Este con el casco antiguo y sobre todo con la estación de Cercanías, que es la salida natural de los trabajadores y las trabajadoras a Madrid. El Ayuntamiento ya ha anunciado su imposibilidad de contribuir económicamente por más tiempo al sostenimiento del servicio.

El resto, reside en la sinrazón de la Consejería de Transportes, en manos de Ciudadanos, que se niega a financiar, con idénticos criterios que usa para los otros tranvías de la Comunidad, al Tranvía de Parla. Y parece no ser consciente de la peligrosa situación económica en la que está colocando a la concesionaria del Servicio.

Publicidad

No nos gusta ser agoreros, pero… ¿alguien se imagina la vida en Parla Este sin tranvía?

Participa en la conversación

5 Comentarios

  1. Quizás hacer las cosas bien, como novedad. Si no se podía tener un tranvía, era cuestión de buscar alternativas. Quizás los buses urbanos con calles de uso exclusivo en determinados tramos horarios, sea buena alternativa.

  2. Me suena a alguien este pajarito, qué forma de llorar de la mala gestión de sus ancestros de partido, le recuerdo qué entre los malos gestores de sus ancestros y los que buscaron la ruina a Parla,estaba su hermano Wilfredo Jurado.

  3. Me parece vergonzoso que el Alcalde de Parla quiera que los Madrileños de otros municipios paguen las obras de un Tranvía que fue ejecutado por el socialista Tomás Gómez para intentar ser presidente de la Comunidad de Madrid, sabiendo que esta obra no la podía ejecutar solo el municipio.

  4. Y tan cierto en parla este no hay ninguna vida sin el tranvía, los que no tenemos vehículo tendremos que andar un mínimo de 1 hora para ir a hacer la más simple tarea y por no hablar de llegar al coger el tren que serían 2 horas fijo, total para trabajar hecha la cuenta cuantas horas tienes que madrugar antes solo por no tener tranvía, si consideran quitarlo que den otra solución, pero que no nos dejen sus platos sucios como siempre

  5. Me gustaría qué los vecinos de Parla preguntáramos al Sr Alcalde el motivo porqué en Parla no tenemos el metro sur,y el motivo por el cual no se lucha por él,cuando yo creo y pienso que sería más necesario qué un segundo apeadero del tren,y con ésto no digo que elsegundo apeadero no sea importante,si tuviésemos el metro sur para qué serviría el segundo apeadero y más donde va a ir su colocación,lo qué ocurre es qué si nos pusieran el metro sur donde iba a ir la obra faraónica del P.S.O.E,(TRANVÍA) qué por cierto no podemos pagar,ni tampoco mantener,pido por favor reflexión por los vecinos de Parla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *