El Gobierno de Móstoles ha cifrado en 20 millones de euros el coste de las mejoras que precisaría la red de alcantarillado de la localidad para poder eludir las inundaciones e incidencias que provocan las tormentas periódicamente en varios enclaves de la ciudad.

En este sentido, el Ejecutivo socialista de Noelia Posse está buscando financiación a largo plazo para «acometer los trabajos y que supongan el menor agravio posible para los vecinos».

Publicidad

El cálculo procede de un «minucioso» estudio sobre la situación de la red de alcantarillado de la ciudad, que permite al Ayuntamiento trabajar en el ‘Plan Sanea’ con el Canal de Isabel II para «dar respuesta a todos los problemas detectados en los colectores del municipio».

El objetivo es mejorar la red de alcantarillado para impedir que «episodios de lluvias intensas como el vivido ayer en la ciudad» provoquen el «colapso de algunos colectores, como el de la calle Alfonso XII«, con el consecuente perjuicio para los residentes.

A precio de «saldo»

Según el Ejecutivo local, el exalcalde del PP Esteban Parro vendió a «precio de saldo» las infraestructuras para la recogida de aguas residuales y pluviales del municipio. El Canal de Isabel II, con Ignacio González al frente, pagó por ellas apenas 12.511.740 euros mediante un convenio de 2010.

Publicidad
Una zona inundada en Móstoles (Imagen: Telemadrid)

Además, según fuentes municipales, con este convenio el Ayuntamiento asumía el coste de las obras que fuesen necesarias para el funcionamiento de la red.

No obstante, el documento -alega el Gobierno local- «ni siquiera contemplaba todas las obras imprescindibles para el correcto funcionamiento del alcantarillado, como, por ejemplo, las del colector de la calle Alfonso XII, pese a que llevaba ya más de 20 años dando problemas cada vez que se registraban fuertes lluvias».

Visita a la zona afectada

La alcaldesa y los concejales de Mantenimiento de los Espacios Públicos y de Presidencia y Desarrollo Urbano, David Muñoz y Marisa Ruiz, respectivamente, han visitado esta zona, que ayer volvió a inundarse y ha hablado con los establecimientos afectados.

Publicidad

«En plena crisis y con las cuentas del Ayuntamiento hundidas, al borde de un plan de ajuste que entraría en vigor en 2012, el exalcalde imputado Esteban Parro malvendió la gestión del servicio y permitió que sean los vecinos los que, a través de la tasa de alcantarillado acabasen pagando el coste al Canal de Isabel II», esgrime Posse.

Ante ello, ha anunciado que su Ejecutivo «se va a poner manos a la obra para solucionar este problema que lleva años enquistado, algo que ningún otro Gobierno había hecho hasta ahora».

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.