Publicidad

Los jóvenes de 16 años podrán sacarse el carné de conducir, según ha adelantado la Dirección General de tráfico (DGT), que creará un nuevo carnet de conducir B1 va a dar acceso a conducir un coche eléctrico a esta franja de edad.

«De acuerdo con lo previsto en la directiva europea regularemos un nuevo carnet de conducir B1 a partir de los 16 años para vehículos eléctricos con velocidad máxima de 90 km /h y peso máximo de 400 kilogramos«, ha señalado el ministro del Interior Fernando Grande-Marlaska, durante la presentación este jueves de la Estrategia de Seguridad Vial 2030.

Publicidad

Marlaska ha destacado que este tipo de carnet ya está en aplicación en países como Francia, «con buenos resultados» y «favorecerá la movilidad de los más jóvenes en el ámbito rural donde aun con todos los esfuerzos posibles, evidentemente el transporte público no llega en las mismas condiciones que en los medios más urbanos».

«Supone también garantizar la igualdad en el ejercicio de los derechos a nuestros jóvenes en el ámbito rural», ha añadido. España se sumaría, de esta manera, a esta estrategia, que permitiría un acceso «más racional y escalonado a la conducción de automóviles».

En concreto, la Estrategia de Seguridad Vial 2030 se articula en torno a nueve grandes áreas estratégicas y prevé una serie de medidas de actuación para reducir en un 50 por ciento el número de personas fallecidas y heridas graves en siniestros viales respecto a las cifras de 2019.

Entre ellas, además del carnet para jóvenes, destaca la incorporación de la educación en movilidad segura y sostenible en el currículo escolar de forma progresiva a partir del próximo curso o nuevos test psicofísicos.

Del Plan de Actuación Especial para 2022-2023, Grande-Marlaska ha destacado algunas medidas como la puesta en marcha del título de Técnico Superior en movilidad segura y sostenible de Formación Profesional ya creado por el Ministerio de Educación, y la revisión y actualización del protocolo de pruebas de aptitud psicofísicas en los centros de reconocimiento médico de conductores, inalterado desde el año 2007.

Otra medida importante para el titular de la cartera de Interior es el uso obligatorio del airbag para las pruebas de circulación en moto en los exámenes de conducir para el permiso A, es decir, las motos de alta cilindrada.

Un joven conductor/ Pixels

Cerca de 1 millón de jóvenes

La Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica (Aedive) y PONS Mobility han estimado que cerca de un millón de jóvenes entre 16 y 18 años, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), podrían acceder por primera vez a la movilidad eléctrica cada año con el nuevo permiso B1.

Según han informado en un comunicado, Aedive y PONS han celebrado esta decisión, puesto que el pasado noviembre presentaron la iniciativa de incorporar una nueva categoría de permiso de conducción en España que siguiera los estándares europeos en materia de acceso a la movilidad.

Además, se incrementaría la seguridad en los desplazamientos, puesto que este permiso permitiría un acceso racional y escalonado a la conducción de automóviles, y una alternativa de movilidad más segura a los medios de transporte tradicionales.

Asimismo, en términos de emisiones, la mayoría de los cuatriciclos pesados (L7) son eléctricos, por lo que cumplen los estándares de emisiones europeos y la implantación del permiso B1 sería «la mejor alternativa» para cumplir los objetivos del Acuerdo de Paris con el objetivo de mitigar el cambio climático.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.