Publicidad

La Asociación de Médicos y Titulados Superiores (Amyts) ha iniciado una campaña para impulsar denuncias individuales contra la Gerencia de Atención Primaria, la Consejería de Sanidad, el Defensor del Pueblo y al Colegio de Médicos de Madrid ante la falta de médicos en los centros de salud madrileños.

El sindicato médico ha adoptado esta decisión tras haber trasladado de manera reiterada el conflicto de la Atención Primaria a la Administración, llegando a exigir la dimisión de la Gerencia de Atención Primaria, y después de haber recurrido a la Inspección de Trabajo.

Publicidad

Así, Amyts ha subrayado que este paso más para llevar a cabo denuncias individuales se produce después de que la Comunidad de Madrid se haya negado a reforzar la Atención Primaria pese al aumento de casos de Covid-19 por la quinta ola y «la grave falta de personal médico, agravada por las merecidísimas vacaciones de los profesionales».

Sin mejoras

Según el sindicato de médicos, en la reunión celebrada el pasado jueves con personal de la Gerencia de Atención Primaria se les trasladó que la Consejería de Sanidad no llevaría a cabo ninguna mejora en los centros de salud y defendió dejar las negociaciones para septiembre.

Publicidad
Un cartel sobre la falta de médicos en un centro de Fuenlabrada (Foto: Archivo)

«Nuestros centros de salud no pueden esperar, los pacientes tampoco y los profesionales menos», ha lamentado Amyts, que ha destacado que durante los meses de verano centros de salud madrileños tendrán un 30% de personal médico o edificios abiertos pero sin médicos de Familia en alguno de los turnos o sin pediatras en su plantilla.

Publicidad

El borrador del denominado Plan de Mejora de la Atención Primaria presentado por el Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) contempla una serie de medidas a implantar en tres años con una dotación presupuestaria de 73 millones de euros (19 millones para 2021) y un incremento de plantilla superior a 1.222 plazas, incluyendo todos los perfiles profesionales.

En este sentido, Amyts defiende que faltan 1.500 médicos de Familia y Pediatras, y recuerda que la cifra de nuevos contratados no cubre la tasa de reposición del personal que optará a la jubilación en los próximos cinco años, una circunstancia que afectará al 25% de la actual plantilla, entre ellos unos 1.250 facultativos.

En concreto, en el próximo quinquenio estarán en edad de jubilación un total de 3.086 profesionales (2.566 fijos, 447 interinos y 83 eventuales), según datos del SERMAS a fecha de 31 de marzo.

Publicidad

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.