En estos momentos, son ocho mujeres quienes, junto a tres menores, están utilizando este “primer recurso de emergencia”

MÓSTOLES/ 1 JULIO 2020/ La Casa de Emergencia Social de la Mujer de Móstoles ha atendido en lo que llevamos de 2020 a 25 mujeres víctimas de violencia machista -con 18 menores a su cargo-, a quienes se ofrece apoyo y recursos “mientras encuentran alojamiento o se las ubica en algún centro de la Comunidad de Madrid”.

En estos momentos, son ocho mujeres quienes, junto a tres menores, están utilizando este “primer recurso de emergencia” en el que se les proporciona casa, comida, asesoría jurídica, atención psicológica y social de forma temporal hasta encontrar un alojamiento fijo, según destaca el Consistorio en una nota.

Publicidad

La alcaldesa de Móstoles, Noelia Posse (PSOE), ha visitado este miércoles este centro para agradecer a sus trabajadoras -una trabajadora social, una psicóloga, siete auxiliares, una abogada y personal de limpieza- la gran labor realizada durante la emergencia sanitaria de la COVID-19.

El equipo de profesionales no solo se encarga de cubrir las necesidades básicas de las mujeres y los menores que llegan al centro y de orientarlas en el proceso jurídico, sino que también trabajan para “ayudarlas en su recuperación y reincorporación a la vida diaria lejos de sus maltratadores”.

De esta manera, las supervivientes de violencia machista reciben apoyo y recursos para “fortalecer su autoestima, reforzar su autonomía personal, sanar sus heridas físicas y emocionales y para romper los lazos de dependencia que muchas veces mantienen con sus maltratadores”.

Publicidad

Se fomenta, además, su integración social y la búsqueda de alternativas de trabajo que les permitan salir de la espiral de maltrato en la que se han visto atrapadas, todo ello con el objetivo de que puedan recuperar sus vidas de un modo sano y seguro para ellas y sus hijas e hijos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *