PSOE y Ciudadanos en Alcalá de Henares han alcanzado un acuerdo que permitirá a la formación naranja entrar en el Gobierno local con una Vicealcaldía y varias carteras y cimentará una mayoría absoluta de 18 concejales con la que se aprobarán los Presupuestos para 2022 y se dotará de «estabilidad» y «progreso» a la ciudad.

Así lo ha detallado el alcalde (PSOE), Javier Rodríguez Palacios, en una rueda de prensa conjunta junto al portavoz de Cs en la localidad, Miguel Ángel Lezcano, quien será vicealcalde si las bases socialistas de Alcalá apoyan este acuerdo, previsiblemente el 12 de diciembre.

«Ciudad, estabilidad y progreso para Alcalá de Henares. Ese es el espíritu que nos ha animado a dialogar en los últimos dos meses para alcanzar el acuerdo», ha aseverado el regidor.

Así, los ‘naranjas’ entrarán con una Vicealcaldía y coordinación de proyectos estratégicos y europeos, una Concejalía Delegada de Industria y Transición Ecológica, una Delegación de Deportes, y una Concejalía delegada de Régimen Interior y Asuntos jurídicos.

El PSOE, ganador de las elecciones locales en 2019 con 12 ediles suma de esta forma al principal grupo de la oposición con 6 concejales y se asegura una mayoría absoluta de 18 representantes sobre los 14 necesarios.

Rodríguez Palacios ha puesto el foco en que estas designaciones han sido acordadas pensando en los perfiles que las ostentarán y que cuentan, entre otros, con perfiles «técnicos» que respaldarán la voluntad del Gobierno municipal de hacer un «proyecto de futuro» y planear a «largo alcance».

Imposibilidad de pactar con Unidas Podemos

El regidor ha destacado sobre su nuevo socio de Gobierno que apoyó a los socialistas durante la pandemia y que por «responsabilidad» posibilitó sacar adelante medidas para responder de manera urgente a la crisis del Covid-19 y ha destacado que esta integración habría sido posible antes de no ser por la convocatoria de elecciones a la Comunidad de Madrid por parte de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, a quien ha acusado de «jugar en corto» en política y forzar una «parálisis» en la región.

Frente a los ‘naranjas’, ha situado a Podemos, que logró dos concejales en 2019 y a quienes ha definido como un partido donde «prima la división» y que tienen una visión «un tanto sectaria» de Alcalá de Henares llegando incluso a ser «incapaces» de ponerse de acuerdo dentro del partido para «votar lo mismo» en Plenos. «No podía fructificar en algo cuando no estaban unidos entre ellos mismos», ha justificado el alcalde.

Cuatro razones para llevar a cabo este pacto

Al hilo, Rodríguez Palacios ha perfilado las cuatro líneas maestras de lo que queda de legislatura. La primera de ellas es un refuerzo de la gestión de proyectos, tanto a corto como a medio y largo plazo, especialmente para encajar las inversiones de los fondos ReactUE.

El segundo es la garantía de que habrá un Presupuesto local para 2022 al tener una mayoría de 18 concejales. Unas cuentas que sean «buenas» y capaces de engarzar este dinero extra procedente de Bruselas.

El tercero es el fin del Plan de Ajuste derivado del préstamo pedido en 2012 por el entonces Gobierno municipal del PP para pagar la deuda de 96 millones de euros a proveedores de Empresas.

Un hecho que puso un «yugo financiero» al Consistorio y que terminaría en 2032, aunque la «buena gestión» socialista ha hecho posible que se liquide este mismo año, han incidido el alcalde.

«Por último, el cuarto punto es la mirada larga al futuro y no pensar legislatura a legislatura o día a día. Un hoja de ruta para proyectos estratégicos como qué hacer con las vías del tren o la base militar. Qué hacer para que en 10 años Alcalá sea una de las mejores ciudades del país», ha remarcado.

Según Rodríguez Palacios este pacto «era muy necesario para la ciudad» y ha declarado sentirse «muy contento con esta noticia; queremos tener la mirada a largo plazo y mirar hacia el futuro, no legislatura a legislatura; queremos profundizar en el diseño de una hoja de ruta para proyectos estratégicos«, ha enfatizado el alcalde.

Por su parte, Lezcano ha señalado la importancia de la «estabilidad» y ha destacado que ningún otro grupo político llegó «al entendimiento» con el PSOE, salvo ellos: «ninguno respondió ni siquiera en la pandemia, aunque sea duro decirlo; como ya sabéis donde esté Ciudadanos no vamos a permitir que gobierne ningún extremismo«.

“Este acuerdo de gobierno entre Ciudadanos y PSOE apuntala la estabilidad que necesita la ciudad en este tramo final de mandato y deja fuera de juego cualquier acción política interesada, como una moción de censura, que siempre puede ocurrir en escenarios tan polarizados y extremos como los que está viviendo la política nacional y que tienen su reflejo en el Pleno Municipal, como vemos constantemente”, afirma el portavoz de la formación naranja, Miguel Ángel Lezcano.

Asimismo, Lezcano ha dejado constancia de que, «su sueldo será el mismo que el que cobraba siendo únicamente portavoz de Ciudadanos».

Natalia Moreno

Periodista. 19 años dedicada a la comunicación corporativa y la estrategia digital en el sector financiero. Es CEO de Itopía, consultora de marketing y comunicación digital y colaboradora en medios...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.