‘Los 8 de Airbus’ salieron del Juzgado de lo Penal número 1 de Getafe ayer sin acuerdo con la Fiscalía

El Juez ha dictaminado una nueva vista de comparecencia previa al juicio oral para el próximo 11 de febrero a las 12h

GETAFE/ 11 DICIEMBRE 2014/ Los sindicalistas de CCOO conocidos como ‘Los 8 de Airbus’ tenían una cita ayer, miércoles día 10, en los Juzgados de Getafe para intentar llegar a un acuerdo con la Fiscalía, jornada que duró más de dos horas y que se saldó sin que se produjeran avenencias entre ambas partes, por lo que el Juez ha dictaminado una nueva vista de comparecencia previa al juicio oral para el próximo 11 de febrero, a las 12.00 horas.

Los ocho sindicalistas acudieron al Juzgado de lo Penal número 1 de Getafe acompañados por unos 200 compañeros, además del secretario general de Comisiones Obreras, Ignacio Fernández Toxo, y el secretario general en Madrid, Jaime Cedrún. A la salida de la comparecencia, Toxo informó a los medios de comunicación que la Fiscalía ha decidido mantener al tipificación del delito según el artículo 315.3 del código penal.

“La avenencia no es posible -ha explicado Toxo- porque implicaría el reconocimiento de que habrían cometido un delito, los compañeros son inocentes y víctimas de una situación en la que se han visto injustamente acusados”. Aunque ha valorado de forma “positiva” que se haya abierto una vista previa de conciliación “para que en la medida en que la Fiscalía concrete cuál es su oferta final pudiera haber acuerdo”, sin duda ha afirmado que “este juicio forma parte de una ofensiva contra la libertad sindical del Ministerio Fiscal”.

Fernández Toxo ha aprovechado la presencia de los medios de comunicación para anunciar la convocatoria mundial de un acto en defensa del derecho de huelga para el próximo 18 de febrero.

La Fiscalía  les acusa de “actuar de común acuerdo, insultar, agredir y lanzar conos reforzados con hierro o mochilas pesadas” durante la huelga general del 29S de 2010 y pide para cada uno de estos ocho trabajadores, alguno de los cuales ya está jubilado, ocho años y tres meses de cárcel por provocar, supuestamente, graves desórdenes a las puertas de la factoría de Airbus, incidente que finalizó con varios disparos al aire por parte de la Policía. 

Corresponsal / Arantxa Naranjo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.