Desde CSIT-UP critican que el Ayuntamiento haya contratado detectives privados con dinero público para la campaña ‘El vigilante canino’

Ponen en duda el “proceso sancionador” derivado de esta iniciativa y advierten del “aumento de los costes en la tramitación de los expedientes abiertos”. Mientras, hay vecinos que sí son responsables en lo que respecta a sus mascotas pero se encuentran con papeleras a rebosar de bolsitas de excrementos durante una semana o áreas caninas que no cumplen las condiciones necesarias para su uso

 

GETAFE/ 22 OCTUBRE 2014/ La implantación de la campaña municipal del ‘vigilante canino’ ha creado una gran polémica en el municipio y, sobre todo, dentro del cuerpo de la Policía Local de Getafe. Desde la Sección Sindical CSIT-UP ha criticado duramente el hecho de que sean “unos detectives privados contratados con dinero público por la Corporación Municipal” los que velen para que se cumpla la Ordenanza Municipal que regula tales acciones. “¿La Unidad de Medio Ambiente de la Policía Local de Getafe va a quedar sólo para la foto de autobombo?”, se preguntan desde el sindicato.

Desde el CSIT-UP han puesto en duda también “el carácter y la falta de presunción de veracidad” de los procedimientos sancionadores que se deriven de las denuncias interpuestas por estos ‘vigilantes caninos’, ya que son trabajadores privados, no agentes de la policía. “Además de la posible dilatación y demora en las resoluciones de tales procedimientos sancionadores, con el consiguiente y más que probable aumento de los costes en la tramitación de los expedientes abiertos”.

Por otro lado, también han denunciado el “peligro” que puede suponer cuando los vecinos “veamos a un individuo realizando fotos a nuestros hijos cuando estén jugando con sus mascotas en los parques de Getafe, no sabremos si les ha fotografiado algún delincuente sexual o es sólo uno de los detectives caninos”.

Papeleras llenas hasta arriba de bolsitas de excrementos caninos

Papeleras llenas y áreas caninas poco adecuadas

Mientras que detectives privados vigilan a aquellos dueños de perros que no recogen los excrementos de sus mascotas, hay muchos dueños de mascotas que sí lo hacen y no tienen dónde tirarlas porque las papeleras están llenas desde hace una semana. Las bolsitas llenas de excrementos de perros rebosan y muchas caen al suelo, con el mal olor que conlleva por el paso del tiempo y su exposición al sol.

Ese es el caso de multitud de papeleras del barrio Buenavista, donde además se ha habilitado un área canina en lo que antes era un parque infantil, una gran idea si no fuera porque las vallas que rodean la zona no son adecuadas para este uso, ya que los perros pequeños se cuelan por debajo de ella o por entre sus barrotes y los que son un poco más grandes no tienen ninguna dificultad en saltarla, con el peligro que ello conlleva. Además, cuando llueve se convierte en una piscina o un barrizal, como ocurrió hace dos semanas tras las fuertes lluvias que sufrió la ciudad.

El Ayuntamiento de Getafe creó una gran zona canina junto a la estación de tren de Las Margaritas, tal y como publicó este medio a finales de junio, y el alcalde, Juan Soler, se comprometió a crear pequeñas zonas de esparcimiento para perros en todos los barrios de la localidad, a petición del Grupo Municipal de UPyD, algo que sería muy bien recibido por los vecinos, siempre y cuando cumpla unas condiciones de seguridad aptas tanto para los animales como para las personas.

Corresponsal / Arantxa Naranjo

Área canina en Buenavista, con una valla que no impide la salida de los animales
Área canina en Buenavista inundada. Imagen de @PodemosGetafe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.