Agentes de la Policía Municipal de Móstoles han intervenido durante el último fin de semana «una gran cantidad» de productos, prendas y calzados falsificados, alimentos perecederos y productos de parafarmacia en el mercadillo ambulante de la localidad.

«Todos estos productos estaban siendo vendidos de forma ilegal, sin licencia de ningún tipo, en el Mercadillo de Móstoles«, han señalado desde el Cuerpo local a través de sus redes sociales, donde han mostrado varias imágenes de los productos que han sido retirados de varios puestos ambulantes.

Desde la Policía Municipal han hecho hincapié en que, además de la ilegalidad cometida en la falsificación de algunos de estos productos, como es el caso de las prendas de ropa y los calzados, otros como los farmacéuticos «requieren de asesoramiento especializado para su venta».

Decenas de agentes vigilan cada semana el mercadillo de los martes y los sábados en el Parque Finca Liana -y la Avenida Iker Casillas-, a donde se trasladó con motivo de la pandemia, para garantizar la seguridad de clientes y controlar que los comerciantes de adaptan a la normativa municipal de venta ambulante.

Productos retirados en el Mercadillo/ Ayto. Móstoles

Éxito policial

Esta actuación policial coincide con la reciente detención por parte de los agentes locales una persona sobre la que recaía una orden de búsqueda y captura tras comprobar, en el transcurso de una campaña de vigilancia y control de la Dirección General de Tráfico (DGT), que había falsificado la ITV de su vehículo.

Los hechos ocurrieron la semana pasada, cuando los agentes localizaron en uno de los controles impulsados en la última campaña de la DGT un vehículo que portaba matrícula extranjera con la Inspección Técnica de Vehículos, más conocida por su acrónimo ITV, caducada.

Tras identificar el vehículo, los policías locales precedieron a retirarlo con la grúa, a la espera de que el propietario aportara la documentación necesaria para verificar la situación del vehículo y retirarlo de las dependencias policiales.

Días después, el domingo 16 de octubre, el propietario se personó finalmente en las dependencias policiales, aportando la documentación para retirarlo, el individuo fue detenido al comprobar que su documentación estaba falsificada y que se trataba de una persona en búsqueda y captura por la comisión de otros delitos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.