Se mantendrán todavía cerrados el parque Finca Liana y el Parque Natural de El Soto, donde continúan los trabajos

MÓSTOLES/ 11 FEBRERO 2021/ El Ayuntamiento de Móstoles ha procedido a la reapertura de los parques urbanos de La Rioja, Francisco Javier Sauquillo y Prado Ovejero, clausurados desde el paso del temporal Filomena, una vez que se han retirado las ramas y troncos más dañados, garantizando así la seguridad de los viandantes.

“Desde el paso de la borrasca Filomena, los trabajadores del área de parques y Jardines han trabajado de forma continuada para reabrir los grandes parques de la ciudad cuanto antes con todas las garantías para las vecinas y vecinos de Móstoles”, ha señalado desde el Consistorio en una nota.

Publicidad

De esta manera, se han revisado todos los desperfectos, han podado las ramas afectadas y talado algunos ejemplares cuyo estado suponía un riesgo para la seguridad de las personas.

Se mantendrán algunas zonas acotadas hasta que finalicen las tareas de retirada de los restos de árboles dañados“, han añadido desde el Consistorio, que mantendrá todavía cerrados el parque Finca Liana -menos el acceso al restaurante- y el Parque Natural de El Soto, donde aún no han finalizado los trabajos.

Publicidad
La alcaldesa, Noelia Posse (PSOE), acompañada por el concejal de Mejora y Mantenimiento de los Espacios Públicos, David Muñoz, ha visitado este jueves el Parque Natural de El Soto/ Ayto. Móstoles

Parque Liana y El Soto, cerrados aún

La alcaldesa, Noelia Posse (PSOE), acompañada por el concejal de Mejora y Mantenimiento de los Espacios Públicos, David Muñoz, ha visitado este jueves el Parque Natural de El Soto que, junto con Finca Liana, fue “una de las zonas arboladas más castigadas por la borrasca debido a la gran cantidad de pinos” con las que cuenta.

Publicidad

En ambos espacios verdes continúan aún los trabajos de reacondicionamiento, que se centran en despejar los paseos y caminos principales y en la retirada de troncos y ramas que se han quebrado sin llegar a caer porque suponen un peligro para los ciudadanos.

Una vez despejados, se acotarán los pinares con balizas para permitir el acceso seguro a algunas zonas del parque lo más pronto posible mientras dure la recogida de los restos“, subrayan, apelando a la “responsabilidad” de la ciudadanía para que respeten los precintos para “minimizar los riesgos de posibles accidentes”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.