El Ayuntamiento de Móstoles ha aprobado este martes en la Junta de Gobierno local el proceso de regularización y estabilización del personal interino de la plantilla municipal, lo que afectaría a más de 120 trabajadores que llevan meses denunciando su situación de temporalidad.

La estabilización del personal temporal se hará siguiendo lo establecido por la Ley 20/2021, de 28 de diciembre, de Medidas Urgentes para la Reducción de la Temporalidad en el Empleo Público y «tras negociarlo con los sindicatos», según ha destacado el Consistorio en un comunicado.

De acuerdo con la citada Ley, el Ejecutivo local, formado por PSOE y Podemos, ha definido las bases de cómo se procederá a la estabilización del personal, que serán publicadas antes del 31 de diciembre, «cumpliendo así el compromiso de crear empleo estable y reducir la temporalidad dentro de la Administración Pública».

«Esta medida permitirá dar respuesta a una situación de temporalidad que afecta a una pequeña parte de la plantilla del Ayuntamiento«, insisten desde el Gobierno municipal, donde reiteran que el objetivo es «dar mayor seguridad a los trabajadores interinos, dentro de los marcos definidos por la ley».

Cerca de 120 familias llevan meses denunciando en el Consistorio un abuso de temporalidad de sus contratos y reclamando una solución durante la celebración de cada Pleno y en diversas protestas a lo largo de la ciudad.

En esta situación de abuso de temporalidad hay funcionarios de todo tipo, desde trabajadoras de Servicios Sociales a administrativos, técnicos de distintas áreas, por lo que tanto los grupos de la oposición como desde el Gobierno municipal negocian desde hace meses un acuerdo para solucionar esta situación.

Manifestación del personal interino de Móstoles/ Plataforma de Interinos de Móstoles

Concurso de méritos

La vía para llevar a cabo esta estabilización llegó gracias a la Ley 20/2021, de 28 de diciembre, de Medidas Urgentes para la Reducción de la Temporalidad en el Empleo Público, mediante la cual el Gobierno central permitía regular esta situación excepcional que afectaba a numerosas administraciones públicas.

Desde el Consistorio ya avanzaron en diciembre la intención de convocar un concurso de méritos, al que «podrán presentarse todos los trabajadores interinos que ocupen la misma plaza desde antes de 2016», según lo que establezca el Real Decreto, por lo que «se convertirían en trabajadores fijos sin necesidad de opositar».

La propuesta, que fue respaldada ya por todos los grupos municipales en una Declaración Institucional aprobada en el Pleno, recogía un acuerdo para «la estabilización extraordinaria» del personal municipal interino «que esté sometido a abuso por temporalidad» por la vía abierta por el Gobierno central.

«Este Real Decreto será el que siente las bases para la convocatoria de ese concurso extraordinario», insistían desde el Ayuntamiento, donde una vez definidas las nuevas bases para el concurso reiteran su compromiso por «crear empleo estable y reducir la temporalidad dentro de la Administración Pública».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.