La propuesta de Avance del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) fue presentada ayer, miércoles, por el equipo de Gobierno de Galapagar, formado por PSOE y Ciudadanos. Se trata de un paso previo a la exposición pública del proyecto para sugerencias y reclamaciones.

Si este plan de ordenación urbana se aprobara finalmente se convertiría en el primer PGOU de la historia de la democracia en el municipio. Es preciso recordar que la normativa aplicada en Galapagar en materia de ordenación urbana –conocida como ‘Normas Subsidiarias de Planeamiento’– data del año 1976.

El Avance del Plan dibuja el municipio para las próximas dos décadas y tiene como objetivo fundamental diseñar un Galapagar volcado en las personas, siendo la Ciudadanía de la localidad el eje central del futuro PGOU, tal y como explican desde el Consistorio. «Se trata de una propuesta de Avance hecha por y para los vecinos del municipio, en la que se diseña una ciudad amable gracias al privilegiado entorno natural que podemos disfrutar en Galapagar y que marca la diferencia con el resto de municipios de la zona», ha destacado el concejal de Ordenación del Territorio y Urbanismo, Felipe García.

El equipo de gobierno presenta el Avance del PGOU, paso previo a la exposición pública para sugerencias (Foto: Ayuntamiento de Galapagar)

Arranca así un proceso al que seguirá en las próximas semanas un periodo de exposición pública del PGOU, lo que permitirá a vecinos, asociaciones locales y las distintas formaciones políticas de la localidad aportar sugerencias antes de la aprobación de la propuesta de Avance en el Pleno. Finalmente, se volverá a exponer públicamente para que la ciudadanía pueda presentar sus alegaciones. El documento previamente también se presentará a la Comunidad de Madrid.

Las líneas maestras del proyecto del nuevo PGOU inciden en la ordenación de los diferentes núcleos urbanos que componen el término municipal de Galapagar, destacan en el Ayuntamiento. También se tiene en cuenta la promoción de las conexiones entre ellos apostando por un tipo de movilidad sostenible entre los diferentes núcleos entre sí y el casco urbano de la localidad.

El casco histórico recibe, asimismo, una especial atención, haciéndolo más amable y habitable con la creación de pequeñas zonas verdes. El planteamiento, explican en el Consistorio galapagueño, sienta las bases de un crecimiento controlado del municipio; salvaguardando el tejido comercial del pueblo, cuidando el medio ambiente mediante la creación de pasillos ecológicos; y estableciendo el límite demográfico a medio plazo en torno a los 40.000 habitantes, para lo que se estima una demanda de 2.000 nuevas viviendas.

El proyecto también contempla la creación de infraestructuras, como la puesta en marcha de una G-30 _una vía de circunvalación al estilo de la M-30 de Madrid_ que cierre la zona urbana y facilite la movilidad externa través de una senda ciclo-peatonal, entre otras medidas.

Olga Martín

Periodista especializada en el ámbito digital. Cuenta con más de 15 años de trayectoria profesional como redactora en diferentes periódicos, agencias de noticias y cadenas radiofónicas, aunque en...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.