CSIF considera que se trata de “familiares de altos cargos”, y Ayuntamiento niega “nombramientos a dedo”

FUENLABRADA / 14 OCTUBRE 2020 / El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha declarado “nulo de pleno derecho” el nombramiento de una veintena de funcionarios de carrera en una entidad del Ayuntamiento, personas que el sindicato CSIF define como “familiares de altos cargos de la Corporación Municipal y de la sección sindical UGT”, mientras fuentes municipales niegan “nombramientos a dedo” o “procesos hechos a medida”.

El TSJM ha invalidado estos nombramientos al amparo del artículo 47. 1 de la Ley de procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas, tras la denuncia interpuesta por el CSIF ante la Fiscalía Anticorrupción por el proceso de funcionarización en un centro público.

La base de la denuncia se centraba en que se permitía el acceso a “una plaza de funcionario a empleados que no habían accedido a la Administración Pública a través de un proceso selectivo regido por los principios de igualdad mérito y capacidad”, lo que “comúnmente se llama ‘a dedo’”, según los denunciantes. Este proceso quedó en espera de resolución en la Jurisdicción Contenciosa Administrativa, ahora resuelta.

Proceso “escrupuloso”

Por su lado, fuentes municipales han considerado que el proceso para cubrir las plazas “se hizo de manera correcta y escrupulosa”. De hecho -según han recordado-, “el juez no pone en ningún momento en duda la legalidad y la limpieza del proceso, sino que existe una discrepancia en el punto de partida de los trabajadores y trabajadoras: si eran indefinidos o fijos (concepto de interpretación variable entre el mundo laboral y la administración pública)”.

La fuente en la plaza de la Constitución, frente al Ayuntamiento (Foto: D.G.Castillejo).

En este punto, han desmentido que “haya nombramientos a dedo ni procesos selectivos a medida”. “Se trata de una cuestión que se aprobó en 2004 en un pleno, por unanimidad de todos los grupos políticos y con todos los informes favorables”, ha anotado.

Además, las mismas fuentes han precisado que “las bases del proceso están avaladas por un juez en sentencia firme”. “Lo que se ha demostrado durante años es que el Ayuntamiento de Fuenlabrada ha hecho un esfuerzo en la mejora de las condiciones laborales y estabilidad de la plantilla municipal”, han apostillado.

El PP pedirá comparecencias

Tras conocerse el contenido de la sentencia, la portavoz del PP, Noelia Nuñez, ha anunciado que solicitará en el próximo Pleno las comparecencias del anterior alcalde, Manuel Robles, y del actual, Javier Ayala. También pedirá las comparecencias del director general de Recursos Humanos, Ángel Gil, del presidente del CIFE en ese momento, Francisco Paloma, y de la concejala delegada de Recurso Humanos en aquel entonces, Raquel López y el actual, Juan Carlos López.

“No es solamente el hecho de que la Justicia tumbe los nombramientos, lo más grave son los nombres de muchas de las personas que obtuvieron la plaza de funcionario. Parentescos -ha agregado- con miembros del equipo de gobierno anterior y actual, personas afines al Partido Socialista o a otros sindicatos con representación en el Ayuntamiento”.

Ciudadanos y el “chiringuito”

Por su lado, la portavoz de Ciudadanos Fuenlabrada, Patricia de Frutos, ha celebrado que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid confirme la anulación, que demuestra -a su juicio- que el Ayuntamiento ha habilitado “un chiringuito en el que colocar familiares y personas afines”.

“Ya en 2015 denunciamos que al menos 20 trabajadores municipales del Centro de Empleo -CIFE- fueron convertidos en funcionarios sin someterse para ello, como cualquier vecino, a los debidos procesos selectivos”, ha recordado De Frutos, asegurando que no sólo se atentó contra los principios de igualdad, mérito y capacidad.

“Esta sentencia es un duro golpe contra las costumbres de la vieja política que recuerda al PSOE lo peligroso que es saltarse las leyes”, ha sentenciado la edil.

Vox: “en boca de todo el mundo”

Mientras, la portavoz de Vox, Isabel Pérez, ha indicado que “era algo no sentenciado por la Justicia, pero sí en la boca de muchos fuenlabreños, que el Ayuntamiento de nuestra ciudad ha sido una permanente agencia de colocación indiscriminada de familias personales y políticas de PSOE y UGT”.

“Esta sentencia, basada en una denuncia de CSIF, viene ahora a confirmar lo que muchos llevábamos años sospechando”, ha dicho la edil, quien ha remarcado que “la honradez y honestidad del gobierno local está en entredicho”.

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.