El alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, ha presentado junto al vicealcalde, Miguel Ángel Lezcano, la teniente de alcalde y concejala de Patrimonio Histórico, Diana Díaz del Pozo, y el concejal de Medio Ambiente, Enrique Nogués, el proyecto para la Reintegración del Molino Borgoñón de la Isla del Colegio y futura creación de un Centro de Interpretación de la Naturaleza y del Arte Molinero.

El proyecto cuenta con una dotación presupuestaria de 734.346,60 euros, proveniente de los fondos EDUSI y financiados al 50% por la Unión Europea y el Ayuntamiento, y un plazo de ejecución de cinco meses desde la adjudicación de las obras. En las próximas semanas comenzará el proceso de licitación del proyecto para la posterior ejecución de las obras, que contarán con un plazo para su finalización desde la adjudicación de cinco meses. 

El alcalde Javier Rodríguez Palacios ha destacado que “el proyecto para la Reintegración del Molino Borgoñón de la Isla del Colegio y la creación de un Centro de Interpretación de la Naturaleza es un paso más dentro de nuestra estrategia por la recuperación del entorno natural y patrimonial vinculado al río Henares. Estamos hablando -ha añadido- de la mayor apuesta por el río henares y su entorno de las últimas décadas”. 

Presentado el proyecto para la Reintegración del Molino Borgoñón de la Isla del Colegio

La primera fase de intervención contará con las siguientes actuaciones: 

  • Consolidación de las estructuras y estabilización de las fábricas mediante una estructura definitiva de acero, madera laminada y tensores de cable de acero. 
  • Desescombrado y vaciado del interior de la edificación. 
  • Tratamiento de los suelos y vertido de jabre compactado sobre pavimentos existentes. 
  • Consolidación y protección de la cubierta de la casa del molinero. 
  • Cerramiento para mayor seguridad con rejas. 
  • Acondicionamiento de itinerarios y recorridos peatonales.
  • Instalación en el exterior de paneles expositivos que faciliten la comprensión e interpretación del conjunto edificado y su entorno natural.

Rodríguez Palacios ha asegurado, además, que “Alcalá de Henares ha vivido muchos años de espaldas a uno de sus bienes más preciados, que es el río Henares, y nuestro objetivo es acercarlo a la vida de los alcalaínos, porque permitir a la ciudadanía disfrutar de su patrimonio, tanto histórico como natural, fomenta aún más el vínculo con el territorio, con ese sentimiento de arraigo y pertenencia a una ciudad única en la región. Estamos orgullosos de vivir en Alcalá de Henares, una ciudad con más de 2000 años de historia y con un futuro ilusionante”. 

El vicealcalde, Miguel Ángel Lezcano, ha asegurado, por su parte, que “nuestro objetivo como equipo de Gobierno es que el río Henares y su entorno se convierta en un polo de atracción para la ciudad, con el proyecto de renaturalización del río Henares y su entorno, la adecuación y puesta en valor del caz de la Isla del Colegio, las actuaciones en el interior de la Isla del Colegio para favorecer su renaturalización, el proyecto Compluvia presentado a los fondos Next Generation UE, la construcción de un Centro de Interpretación del Río Tajo y el Río Henares de la Confederación Hidrográfica del Tajo y también con este proyecto para el Molino Borgoñón”.

El concejal de Medio Ambiente, Enrique Nogués, ha explicado que “una vez sean ejecutadas las obras contenidas en el proyecto para la Reintegración del Molino Borgoñón de la Isla del Colegio, Alcalá de Henares contará con un recinto al aire libre en el interior de esta construcción harinera, con pasarelas y miradores dispuestos a diferentes niveles para el recorrido, mantenimiento y estudio de este bien histórico”.

Por su parte, la teniente de alcalde y concejala de Patrimonio Histórico, Diana Díaz del Pozo, ha explicado que “una vez finalicen las obras para la consolidación de este bien de interés cultural e histórico, se dotará al Molino Borgoñón de tres principales espacios: la Casa del Molinero será la sede del Centro de Interpretación del Arte Molinero; la zona de la nave sobre el caz contará con pasarelas de acceso y explicaciones sobre la energía hidráulica, la molienda y el cribado y limpieza del grano; y la zona ubicada al norte del caz albergará el Centro de Interpretación de la Naturaleza, con la creación de un jardín de ribera”. 

Natalia Moreno

Periodista. 19 años dedicada a la comunicación corporativa y la estrategia digital en el sector financiero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.