Publicidad

Olga, Eneida, Marta, Carmen y Rocío, trabajadoras del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género, ponen voz a las 22 mujeres y 20 niños que, tras pasar por una situación límite de malos tratos, han encontrado en este lugar su hogar, una nueva vida, un nuevo futuro… la libertad.

Una libertad que podría verse truncada por la falta de subvención para una institución que lleva más de 30 años gestionada por la Federación Nacional de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas. Un Centro, único en su género en España, que recupera vidas y almas, aquellas que en algún momento arrebataron los malos tratos.

Publicidad

Conseguir su autonomía personal, emocional, económica y laboral 

Tal y como cuenta Olga Pérez, abogada del Centro, «este es un Centro de rehabilitación y recuperación de mujeres víctimas de violencia de género; el programa dura unos 18 meses y trata de proporcionarles ayuda a nivel psicológico, formación, ayuda jurídica y social y conseguir que las mujeres se recuperen de ese trauma vivido, además de procurar su salvaguarda, porque durante el tiempo que permanecen aquí ellas se sienten seguras al no existir riesgo de localización; el objetivo es que vuelvan a vivir en libertad, les enseñamos la cultura de la igualdad y sus derechos como mujer…que vuelvan a salir a sus vidas y retomarla en condiciones dignas».

Una de las salas, destinada a niños, del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género – Fotografía N.M. Díaz

La falta de subvención podría cerrar el Centro

Este Centro, de más de 3000 metros cuadrados, con 25 habitaciones, zonas comunes, aulas de estudio, biblioteca, guardería, jardín interior, gimnasio, salón de actos y conferencias, etc.– realiza el tratamiento, en estos momentos con 22 mujeres más sus menores y son atendidas bajo la gestión de una directora, dos psicólogas, dos educadoras, una abogada, una trabajadora social, una psicopedagoga, dos cocineras, dos gobernantas, dos técnicas administrativas, una secretaria, dos serenas y dos auxiliares de mantenimiento. Así, el presupuesto anual es de más de 800.000€ .

Tal y como denuncian las trabajadoras y la Federación Nacional de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas, durante mas de 30 años, la subvención proveniente del 0,7% procedente de los impuestos de la Renta a las Personas Físicas, se ha percibido «sin dificultades, gobernara quien gobernara». Hasta este año, en el que se ha reducido drásticamente.

«Los recursos son escasos y el Centro solo puede sobrevivir un mes»

Como señala Olga Pérez, «esta subvención proviene, tanto del Gobierno Central como también de la Comunidad de Madrid, es decir, se reciben dos subvenciones y las dos se han visto reducidas; no nos han detallado el motivo de esa reducción, pero la puntuación que el Centro ha tenido este año ha sido mayor que otros años, por lo que no se explica el motivo de esa reducción». Así, el dinero que, aproximadamente, faltaría para seguir con el Centro abierto durante este año, sería de unos 400.000 euros.

Tal y como ha señalado la dirección del Centro, las subvenciones dependen, por un lado, del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, liderado por Ione Belarra y, por otra parte, de la consejería de Familia, Juventud y Política Social de la Comunidad de Madrid, dirigida por Concepción Dancausa.

«Los recursos son escasos y las trabajadoras hemos dejado de cobrar durante un tiempo, los proveedores se han visto en una situación parecida y solo se ha recibido algún donativo…pero los recursos se han agotado y la situación es complicada; creemos que el Centro solo puede sobrevivir un mes», insiste Olga.

Sala común del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género – Fotografía N.M. Díaz

Salvar a las mujeres del abismo

Además, como afirma Olga Pérez, «en la mayoría de los casos, las mujeres que pasan por aquí vuelven a rehacer sus vidas; logran ser conscientes de la situación que han vivido durante su estancia en el Centro y se las recupera para que no vuelvan a vivir situaciones parecidas y rechacen e identifiquen ese tipo de comportamientos».

«Se ha solicitado ayuda al Gobierno de España porque la situación es de emergencia social»

El Centro necesita una subvención «que es imposible solucionar con donaciones», así que, como ha señalado Pérez, «hemos hecho un escrito al Gobierno de España solicitando que asuma la financiación del Centro porque se encuentra en una situación de emergencia social».

Por su parte, Eneida Mercado, educadora social del Centro, ha sido muy clara: «la vida de 22 mujeres y de sus hijos e hijas está en peligro, tanto emocional, como físicamente; estamos pidiendo que se acabe la burocracia porque la situación es peligrosa, hay vidas en juego».

«La vida de 22 mujeres y sus hijos está en juego»

«Hay que dar prioridad a lo humano, hay cosas por encima de la política y la economía, que son las vidas de las personas», ha insistido también Carmen Acebes, psicopedagoga de este Centro.

De izda a dcha: Olga Pérez, abogada y Eneida Mercado, educadora social, ambas trabajadoras del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género – Fotografía N.M. Díaz

Eneida Mercado, además, ha insistido: «muchas de las mujeres no tienen red familiar por detrás; si has perdido tu red y no tienes donde ir, si esto se acaba, estas mujeres caen al abismo»; algo que Olga Pérez ha suscrito: «muchas de estas mujeres estarían abocadas a volver a casa de sus maltratadores».

«Si no hay una red, estas mujeres caen al abismo»

Por su parte, Marta Sáez, psicóloga, ha señalado que nuestra misión es «ofrecer un contexto de seguridad y estabilidad a las mujeres que entran en el Centro, y en estos momentos ni nosotras mismas podemos otorgarlo; es complicado tener que lidiar con eso día a día y dar una falsa seguridad que no tenemos ya que nos enfrentamos a la posibilidad de un cierre».

De izda a dcha: Marta Sáez, psicóloga y Carmen Acebes, psicopedagoga, ambas trabajadoras del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género – Fotografía N.M. Díaz

«Pedimos a los políticos que prioricen la vida de las mujeres sobre otras cuestiones»

«Lo que pedimos a la esfera política -ha continuado Olga Pérez- es dar prioridad a la mujer sobre otras cuestiones; si nosotras hemos podido renunciar a un sueldo, solo pedimos que la administración con sus recursos, resuelva esta situación tan dramática», subraya.

Un centro único en España

Antes de crear este Centro, se atendía a mujeres en situación de separación y divorcio en la Federación Nacional de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas, creada en 1987. Como ha señalado Carmen Acebes, «se vio que, cuando las mujeres acudían a la Federación, detrás de una situación de separación y divorcio, había una situación de malos tratos»; ese fue el origen de este Centro y en ese sentido Ana Mª Pérez, presidenta de la Federación, «fue una visionaria -señala Carmen- lleva toda la vida luchando por la igualdad, porque las mujeres tengamos ese papel en la sociedad que nos corresponde», ha insistido.

Este centro es el único de estas características: «se admite a todo tipo de mujeres del territorio nacional, con documentación en regla o sin ella – señala Carmen Acebes- con denuncia o sin denuncia…».

Uno de los espacios comunes del Centro de Recuperación y Reinserción Integral para Mujeres Víctimas de Violencia de Género – Fotografía N.M. Díaz

Además, por el mismo han pasado y pasan delegaciones internacionales, jueces, especialistas de universidades, personas relevantes del mundo del arte y la cultura, y también autoridades políticas de nuestro país para conocer de cerca el funcionamiento y su programa singular.

«Las mujeres necesitan una recuperación integral»

Por último, tal y como ha insistido la psicopedagoga Carmen Acebes, «las mujeres que han pasado por una situación de maltrato necesitan una recuperación integral en muchos aspectos porque la violencia daña a la mujer en todas sus esferas y agota los recursos personales de la mujer«; como añade Marta Sáez, «es un proceso traumático en si mismo y es un proceso del que hay que recuperarse con mucho esfuerzo emocional y para el que se requiere de mucho apoyo psicológico», ha concluido.

Pacto de Estado

No obstante, desde Podemos Madrid, han señalado que «es la Comunidad de Madrid la que tiene las competencias y debe actuar para proveer fondos y destinarlos a este proyecto«. Como subrayan, «el Ministerio de Igualdad y la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género financian estas competencias con transferencias a la Comunidad Autónoma donde está el dispositivo».

Así, explican que, gracias al Pacto de Estado contra la violencia de género, se ha puesto en marcha en 2022 otras líneas de subvenciones específicas por valor de 6,5 millones de euros, para que las entidades que han recibido escasos fondos, puedan incrementar sus ingresos. De esta forma, desde Podemos aseguran que «siempre han sido competencia autonómica, el Estado refuerza la financiación, pero en última instancia administra y organiza la Comunidad Autónoma donde esté el recurso«.

Qué comenta la Comunidad de Madrid

Por su parte, desde la concejalía de Política Social de la Comunidad de Madrid, han señalado que la CAM no ha financiado nunca la atención directa a mujeres víctimas de violencia de género fuera de su propia Red de Centros Públicos para este fin. Es decir, como señalan, «este Centro, nunca ha recibido una cantidad de dinero para financiar su mantenimiento; lo que si ha recibido este Centro son subvenciones -continúan aclarando- para proyectos que se desarrollan en el mismo dedicados a la atención a mujeres víctimas de violencia de género, es decir proyectos que se desarrollan en el Centro, pero no la sostenibilidad del mismo».

Así, desde la Comunidad de Madrid aclaran que este Centro recibió 73.000 euros en el año 2020 y 66.000 euros en el 2021. «Las distintas asociaciones del Tercer Sector de la Comunidad de Madrid -subrayan- presentan sus proyectos, se valoran y se les otorga la ayuda que se considera, aunque nunca se financia 100% el proyecto».

Natalia Moreno

Periodista. 19 años dedicada a la comunicación corporativa y la estrategia digital en el sector financiero. Es CEO de Itopía, consultora de marketing y comunicación digital y colaboradora en medios...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.