Publicidad

La Guardia Civil ha detenido a otros tres miembros de los Dominican Don’t Play (DDP) por el asesinato de un joven el pasado 5 de febrero en el distrito de Usera (Madrid).

En la primera fase de la operación ‘Bacano’ ya fueron detenidos en febrero otros tres miembros de esta banda como autores del asesinato. En esta segunda fase, hay tres nuevos detenidos en Madrid, Seseña (Toledo) y en Badajoz.

Publicidad

La Guardia Civil les considera posibles autores de homicidio y pertenencia a organización criminal.

El dispositivo policial ha contado con la participación de agentes del Grupo de Información de la Comandancia de Toledo, Jefatura de Información (UCE 3), y Unidad de Seguridad Ciudadana (USECIC) de Madrid así como la colaboración de Instituciones Penitenciarias.

Bandas juveniles

El trabajo de los agentes del Servicio de Información de Guardia Civil a lo largo de los últimos meses, ha permitido confirmar que esta organización es un grupo con una alta intensidad delictiva, estrictamente organizado, muy riguroso con el cumplimiento de sus misiones delictivas y una férrea disciplina interna.

La estructura de estas bandas se basa en la ejecución de las directrices dictaminadas jerárquicamente por la parte superior de la organización, siendo generalmente delitos con los que obtienen un beneficio. Tráfico y tenencia de armas, tráfico de drogas, delitos contra el patrimonio (especialmente robos con suma violencia e intimidación haciendo uso de armas de fuego) y delitos contra las personas (extorsión, coacciones, lesiones y amenazas) son los cometidos habitualmente.

Vista de las armas incautadas en una operación policial. EFE/Policía Nacional

Sin embargo, además de las acciones delictivas mencionadas, estos grupos destacan especialmente por la suma violencia que imprimen en sus acciones y por llevar a cabo enfrentamientos extremadamente violentos contra otras bandas que consideran sus enemigos, con el fin de hacerse con el control de los territorios en los que se asientan.

Red de hackers conectada con los Dominican Don´t Play

La Policía Nacional ha asestado por primera vez en España un golpe contra una red de hackers conectada con la banda juvenil Dominican Don’t Play (DDP), que utilizaba la financiación mediante delitos informáticos para costear la ‘guerra’ entre grupos rivales, adquirir armas, estupefacientes o hacer llegar dinero a sus miembros en prisión. En total hay 66 detenidos, de ellos 19 integrantes de varios ‘coros’ de la banda en Madrid, tras realizarse 19 entradas y registros en la capital, Getafe, Pozuelo y Soria.

Según la Policía Nacional, la organización criminal, que logró captar medio millón de euros, realizaba estafas bancarias mediante técnicas de ingeniería social por toda España, sirviéndose para ello de los conocimientos de nueve hackers de nacionalidad brasileña. La investigación, que se remonta a septiembre de 2021, está coordinada por el Juzgado de instrucción número 36 de Madrid.

Alejandra Perez Navarro

Periodista en construcción, apasionada de la Historia Antigua y sus civilizaciones posee un blog propio donde escribe sobre ello. El ámbito periodístico que más ha trabajado ha sido la comunicación...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.