Publicidad

El 69% de los profesionales de los sectores sanitarios y sociosanitarios con Covid-19 persistente no tiene reconocidas las secuelas en su baja médica, según ha informado CC.OO. Sanidad Madrid en un comunicado.

El sindicato ha elaborado un informe sobre los problemas de salud de los profesionales que tras haber padecido Covid-19 continúan presentando síntomas, en colaboración con el colectivo Covid Persistente de Madrid. «La Comunidad de Madrid es una de las que presenta tasas más altas de Incapacidad Temporal por este motivo«, ha asegurado.

Publicidad

El trabajo de campo se realizó durante el primer semestre de 2022, sobre una muestra de 760 personas, de las cuales un 85% eran mujeres, con edades comprendidas entre los 40 y los 59 años en el 68% de los casos.

El trabajo de CC.OO. pretendía conocer la incidencia de los problemas de salud que afectan a las personas trabajadoras de los sectores sanitarios y sociosanitarios y su «enorme impacto», ya que a fecha de hoy continúan presentando síntomas tras haber padecido Covid-19.

Además pretendía obtener una aproximación de la percepción subjetiva del estado de salud de los participantes y qué tipo de problemas físicos, psicosociales y mentales quedan como secuela a medio y largo plazo.

Los resultados ponen de manifiesto que el 93% de los encuestados había padecido Covid-19. De ellos, el 13% preciso ingreso hospitalario y el 3% en UCI. Además, el 90% cursó baja laboral por una incapacidad temporal (IT).

Las IT, en el 37% de los casos fueron de menos de un mes; en el 31%, de uno a seis meses; en el 9%, de seis a 12 meses; y en un 24%, de más de 12 meses.

Una mujer recibe la tercera dosis de la vacuna contra el Covid-19, en el Hospital Enfermera Isabel Zendal (Foto: Ep)

Solicitan bajas sucesivas

Además, una de cada tres personas precisó posteriormente un nuevo periodo de baja por IT. De estos casos, el 31% se consideró recaída y un 69% requirió una nueva incapacidad temporal que fue considerada como una nueva IT, a pesar de tener la misma etiología.

A la vista de los datos, cabe destacar que ocho de cada diez personas que han respondido a este cuestionario (un 78%) continúa con síntomas. Los principales síntomas son fatiga (74%), dolor articular (62%), niebla mental (61%), problemas de memoria (58%) y dificultad para respirar 38%.

Publicidad

El 58% percibe limitaciones o secuelas como: incapacidad para realizar sus labores habituales dificultades respiratorias; astenia; graves dificultades de concentración; alteraciones en la deambulación; anosmia (pérdida del olfato), ageusia (ausencia de gusto para saborear comidas); imposibilidad de realizar ejercicio físico; artralgias (dolor articular); hipertensión arterial; mialgias; urticaria; cefaleas; fibrosis pulmonar; insomnio y alteraciones visuales.

Con respecto al seguimiento de estos pacientes, en el 69% de los casos no se han recogido a su alta médica estas secuelas que ha dejado el Covid-19 y solo 55% de los casos ha tenido seguimiento después del contagio.

Alejandra Perez Navarro

Periodista en construcción, apasionada de la Historia Antigua y sus civilizaciones posee un blog propio donde escribe sobre ello. El ámbito periodístico que más ha trabajado ha sido la comunicación...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.