Publicidad

El Índice de Precios de Consumo (IPC) bajó un 0,1% en abril en relación al mes anterior y recortó su tasa interanual 1,4 puntos, hasta el 8,4%, por el abaratamiento de la electricidad y las gasolinas, según los datos avanzados publicados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El IPC no bajaba tanto en un solo mes desde hace más de 35 años, concretamente desde enero de 1987. El de abril es, además, el primer descenso que experimenta la inflación tras dos meses de fuertes ascensos, que llevaron al IPC a situarse en marzo en el 9,8%, su tasa más alta en casi 37 años.

Publicidad

Según Estadística, la rebaja del IPC interanual hasta el 8,4% se debe, principalmente, a los descensos de los precios de la electricidad y los carburantes. En cambio, los precios de los alimentos registraron en abril un mayor repunte que en igual mes de 2021.

El INE incorpora en el avance de datos del IPC una estimación de la inflación subyacente (sin alimentos no elaborados ni productos energéticos), que aumentó en abril un punto, hasta el 4,4%, su valor más alto desde diciembre de 1995. De este modo, la subyacente se sitúa cuatro puntos por debajo de la tasa del IPC general.

En tasa mensual, el IPC registró en abril un descenso del 0,1% respecto a marzo, su primera caída tras dos meses de alzas. Se trata, además, de la primera tasa mensual negativa de la inflación en un mes de abril en 30 años, concretamente desde abril de 1992.

La gasolina se ha disparado por la guerra en Ucrania (Foto: D.Zorrakino/Ep)

Bajada de los carburantes

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció el 28 de marzo pasado una bonificación «mínima» de 20 céntimos por litro de combustible de la que se podrán beneficiar todos los conductores, no sólo los transportistas, medida que se aplicará hasta el 30 de junio.

«La subida en el precio de los combustibles afecta a todas las familias y, por eso, les anuncio que el Gobierno efectuará una bonificación mínima de 20 céntimos en cada litro de combustible hasta el 30 de junio», anunció en pleno paro del sector del transporte. Desde entonces, el gobierno ha aplicado una rebaja de 15 céntimos y las petroleras un mínimo de 5 más.

La medida se enmarca en el plan que aprobó el 29 de marso pasado el Gobierno, cifrado en 16.000 millones de euros, para hacer frente a los efectos de la guerra en Ucrania a raíz de la invasión de Rusia.

De este montante, 6.000 millones de euros se destinarán a ayudas directas y rebajas de impuestos y 10.000 millones de euros en créditos ICO. Según el presidente del Ejecutivo, el plan incluye 5 ejes: Ayudas a familias, trabajadores y desplazados, Ayudas  al tejido empresarial y Medidas en materia de ciberseguridad, y Medidas en materia energética.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.