El Gobierno central adelantará a 2022 la entrada en vigor del llamado impuesto de ‘solidaridad’ para las grandes fortunas, con el que el Ministerio de Hacienda espera recaudar 3.000 millones en dos años.

Así lo han confirmado fuentes del Departamento que dirige la ministra María Jesús Montero, quien hasta ahora había asegurado que el impuesto entraría en vigor en 2023 y se extendería hasta el año 2024.

Sin embargo, con este cambio, el nuevo tributo estará en vigor durante los años 2022 y 2023 para que la recaudación tenga efectos en 2023 y 2024, coincidiendo con la liquidación de dicho impuesto. Después, tras estos dos años, el Gobierno evaluará si lo mantiene o no.

Este cambio se ha producido después de que la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) advirtiera este martes de que el impuesto tendría que entrar en vigor ya este mismo año, dado que el plan presupuestario remitido por el Gobierno a Bruselas hace unas semanas recoge que la recaudación de ese nuevo tributo tendrá ya efectos en 2023.

Concretamente, la AIReF preveía una recaudación para el próximo año de 1.270 millones de euros y de 1.370 millones para 2024, motivo por el cual recomendaba adelantar a 2022 la efectividad del impuesto.

La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero (Foto: Ep)

Cambio a 2022

De esta manera, tras hacer caso a dicha recomendación, la intención de Hacienda es aprobar, por tanto, el nuevo impuesto a las grandes fortunas antes del 31 de diciembre de este año, para que pueda entrar en vigor así en 2022.

Para ello, una de las opciones que baraja es introducirlo como enmienda a la proposición de ley que tramita en estos momentos el Congreso para gravar los ingresos extraordinarios a energéticas y entidades financieras.

El nuevo impuesto sobre grandes fortunas gravará la riqueza neta superior a los tres millones euros, con tres tramos: 1,7% a patrimonios entre 3 y 5 millones; 2,1% a patrimonios de entre 5 y 10 millones, y un 3,5% a partir de 10 millones.

Con este nuevo impuesto, que permitirá deducir el 100% de lo pagado por el Impuesto de Patrimonio que gestionan las CCAA, el Gobierno espera recaudar 3.000 millones de euros en 2023 y 2024. No obstante, la AIReF estima que la recaudación será algo más baja, unos 1.270 millones en 2023 y 1.370 millones en 2024

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.