Publicidad

La Comisión de Salud Pública ha aprobado la administración de una segunda dosis de recuerdo de la vacuna contra el coronavirus en la población más vulnerable, especialmente en personas internas en residencias y mayores de 80 años, en «el momento más apropiado según la situación epidemiológica».

En este contexto, Sanidad ha considerado «más adecuado» seguir valorando regularmente la situación epidemiológica de Covid-19 en esta población.

Publicidad

Hasta el momento, la segunda dosis de refuerzo solo se está administrando en España a la población incluida en el grupo 7 de la Estrategia de Vacunación, como algunos enfermos de cáncer, trasplantados, en diálisis o hemodiálisis, mayores de 40 años con síndrome de Down o que toman fármacos inmunosupresores.

En abril, el Centro Europeo para el Control y la Prevención de Enfermedades (ECDC, por sus siglas en inglés) y la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) respaldaron la cuarta dosis en los mayores de 80 años.

Actualmente, la gravedad de los casos Covid se mantiene en los niveles bajos que indujeron la modificación de la Estrategia de Vigilancia. Hay, así, niveles hospitalarios de ocupación inferiores a los previos a pesar de incidencias muy superiores.

Una enfermera prepara una vacuna contra el Covid-19 (Foto: E. Parra/Ep)

Dosis de refuerzo

Las personas expertas y la Comisión de Salud Pública consideraron que, aunque será necesario administrar una segunda dosis de refuerzo, deberá establecerse el momento más apropiado según la situación epidemiológica, siendo «altamente probable con la llegada de las vacunas adaptadas a las nuevas variantes», según explicó recientemente la ministra de Sanidad, Carolina Darias.

«Se puede administrar una cuarta dosis (o un segundo refuerzo) a los mayores de 80 años o más, tras revisar los datos sobre el mayor riesgo de Covid grave en este grupo de edad y la protección que proporciona una cuarta dosis», establecieron los expertos.

En cualquier caso, puntualizaron que «actualmente no hay pruebas claras» de que la protección de la vacuna contra la enfermedad grave esté disminuyendo sustancialmente en adultos con sistemas inmunitarios normales de entre 60 y 79 años y, por tanto, «no hay pruebas claras que apoyen el uso inmediato de una cuarta dosis» en esta población.

Vacuna de la viruela del mono

Por otro lado, la Comisión de Salud Pública ha aprobado este jueves la vacuna contra la viruela del mono priorizando en este momento, por la «limitada disponibilidad de dosis», la vacunación posexposición a la enfermedad para grupos de personas con alto riesgo de gravedad o de exposición.

También ha explicado que no recomienda la vacunación preexposición, «aunque podría recomendarse más adelante en función de la evolución del brote y de la disponibilidad de vacunas».

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.