El caos sufrido ayer por las intensas lluvias que durante toda la tarde cayeron en Madrid se han traducido en un total de 141 intervenciones realizadas por los Bomberos del Ayuntamiento de la capital, de las cuales 61 fueron por agua. Son las cifras de las gestiones que efectuaron los bomberos entre las 9 horas del miércoles y las 9 horas de esta mañana.

La lluvia provocó múltiples complicaciones en el tráfico y en el transporte público. Metro de Madrid tuvo que interrumpir, de hecho, la circulación de trenes durante la tarde de ayer en varios tramos de seis líneas por la acumulación de agua.

En cuanto a la circulación de vehículos, esta mañana también ha habido dificultades en el tráfico, pero sin heridos de consideración. Se han producido choques a primera hora de hoy en la M-607 sentido salida, en Montecarmelo; en la A-1, en Las Tablas; o en la M-30 interior.

Metro de Madrid inundado – Fotografía Solidaridad Obrera Metro Madrid

En el resumen total de las intervenciones efectuadas por los bomberos, desde el Consistorio han destacado que no ha habido ninguna intervención grave ni se han registrado heridos. El grueso de las intervenciones se dieron a primera hora de la tarde de ayer, tras la tromba del agua. Se trataba, sobre todo, de balsas de agua, accidentes leves y daños en edificaciones.

Curiosamente, el Plan de Actuación de Inundaciones del Ayuntamiento de Madrid (PAINUNAM) se desactivaba ayer antes de las 13 horas al no haber aviso de la AEMET por lluvias en la capital, según informó Emergencias Madrid a través de su perfil de Twitter. Esta publicación, con el paso de las horas, recibió múltiples críticas dado el potente frente que descargó ayer una gran cantidad de precipitaciones durante toda la tarde en la capital.

Más de la mitad de la lluvia de todo diciembre, caída solo en hora y media

Y es que, la ciudad de Madrid recibió ayer en una hora y media hasta 26 litros por metro cuadrado de lluvia, lo que se traduce en más de la mitad de la media de precipitaciones que caen en la capital durante todo el mes de diciembre, establecida en 47 litros por metro cuadrado.

Intervención de los bomberos en una calle inundada en Madrid por las intensas lluvias de estos días (Foto: EP)

El dato ha sido ofrecido este jueves por el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, en rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, celebrada en esta ocasión en el distrito de Carabanchel. Durante este acto, el regidor ha reconocido que había sitios en los que se complicó la circulación por las balsas de agua que se produjeron.

Ante esta situación, el Ayuntamiento de Madrid estudiará la posibilidad y conveniencia de abrir imbornales en determinadas zonas de la capital como Atocha y la glorieta de Carlos V para evitar la formación de grandes balsas de agua por fuertes lluvias como la caídas ayer en la ciudad.

Un coche circula por una balsa de agua, en la Avenida de la Ciudad de Barcelona, Madrid (Foto: EP)

«Hubo puntos que sí sufrieron», ha admitido el regidor, «y haremos un estudio para determinar las causas cuando se producen lluvias fuertes en Madrid el número de imbornales en esas calles, como Atocha, la glorieta de Carlos V y las conducciones de agua, para acometer obras necesarias y que haya un número de imbornales».

«Posiblemente puede que haya que incrementar el número de imbornales en la ciudad, y estamos dispuestos a estudiar todas las acciones que mejoren la movilidad», ha abundado a continuación

Olga Martín

Periodista especializada en el ámbito digital. Cuenta con más de 15 años de trayectoria profesional como redactora en diferentes periódicos, agencias de noticias y cadenas radiofónicas, aunque en...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.