La Policía Nacional va a incrementar su presencia y actividad en el madrileño barrio de Lavapiés ante la inseguridad creciente que vive la zona.

Así, el cuerpo policial dispondrá de Unidades de Prevención y Reacción (UPR) en las plazas de Arturo Barea y Nelson Mandela para prevención y reacción inmediata. Junto a esta medida, cuando sea preciso, incrementará las identificaciones de personas y lugares de ventas de drogas y el número de incautaciones de sustancias de estupefacientes.

Estas son algunas de las medidas que se ponen en marcha en Lavapiés, tal y como ha informado la delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, tras realizar una visita por varios ‘puntos calientes’ o conflictivos que les han indicado los vecinos de este barrio. Durante el recorrido ha estado acompañada por el jefe de la comisaría del distrito Centro, entre otros mandos policiales.

La delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, recorre Lavapiés para conocer de cerca las necesidades del barrio (Foto: Delegación de Gobierno)

González ha explicado que el 40% en los tres turnos de los efectivos policiales de Centro ya están dedicados a Lavapiés. «Los vecinos no han requerido queja de la Policía, sino que dicen que acuden rápido y están siempre ahí. Al tener más presencia, tenemos más capacidad de actuación y la eficacia policial es muy alta, algo que incrementa también la sensación de seguridad», ha indicado.

La delegada ha felicitado a la Policía «por su gran trabajo y detención inmediata» el pasado lunes, cuando arrestó a una persona que había apuñalado a otro al mediar en una pelea en la plaza de Lavapiés. «Quiero agradecer su capacidad de actuación y trasladar a los vecinos que los hechos que se produzcan van a tener una reacción, una consecuencia y una detención», ha prometido.

Mano tendida a la Policía Municipal

La representante del Gobierno central en Madrid ha indicado que también se han intensificado los contactos con Policía Municipal de Madrid para coordinar actuaciones. Esta unión se quiere tener también con el tejido asociativo de Lavapiés –vecinos, plataformas y asociaciones vecinales– para «tener una foto cada vez más fija y real de lo que está pasando en la zona desde todos los puntos».

De hecho, González ha recordado que ya en marzo mantuvieron una primera reunión con vecinos y asociaciones de Lavapiés, en la que también estuvo presente el jefe superior de la Policía y comisario de Centro para solucionar el problema del ‘narcoedificio’ okupado de La Quimera, que fue desalojado en septiembre con 13 detenidos.

La Policía Nacional dispondrá de Unidades de Prevención y Reacción (UPR) en las plazas de Arturo Barea y Nelson Mandela, en Lavapiés (Foto: Delegación del Gobierno)

«En el verano los vecinos nos habían contado que habían aumentado cada vez más los problemas de convivencia. También la Policía han ido viendo que determinadas zonas se están complicando y por eso hemos hecho este plan de actuación», ha indicado.

Por último, la delegada también ha «tendido la mano» al Ayuntamiento de Madrid para verse «cuanto antes» y crear una mesa conjunta con miembros del Ayuntamiento, Delegación y vecinos para encontrar «una solución integral» conjunta con el fin de recuperar la convivencia en Lavapiés, como siempre ha sido, y respondamos a las necesidades y problemas de los vecinos».

Olga Martín

Periodista especializada en el ámbito digital. Cuenta con más de 15 años de trayectoria profesional como redactora en diferentes periódicos, agencias de noticias y cadenas radiofónicas, aunque en...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.