Festival de goles en Butarque en un encuentro donde el Real Betis fue un espectador más en un estadio lleno hasta la bandera. Los de Asier Garitano están a un paso de certificar la permanencia.

Leganés/8 Mayo 2017/ Llevábamos unos cuantos días en los aledaños de Butarque haciendo funcionar calculadoras, haciendo cábalas de lo que podría pasar si ganábamos o perdíamos aquí o allí. Días de pasar mucho miedo por la mañana y dejar que por la tarde la euforia fuera nuestra compañera de viaje. Días… que si nada lo remedia seguirán siendo de Primera División la próxima temporada. Y es que no parece que se necesite un marcapasos para los que padezcan de corazón en las dos últimas jornadas de Liga. Quedan 6 puntos y 6 le saca el Leganés al Sporting. Los asturianos están condenados al descenso y los pepineros a seguir peleando entre los grandes.

Y es que los de Asier Garitano disfrutaron del primer partido tranquilo cuando más falta hacía. El Lega salía con defensa de cuatro y con Rubén Pérez y Timor llevando la batuta. Con mucha velocidad en banda con Szymanowski y El Zhar, la genialidad de Gabriel y el gol de Guerrero. Todavía era de día en la primavera de Butarque cuando el Leganés se puso 2-0. Como lo oyen o como lo leen. En el minuto cinco de partido una mano infantil de Álex Martínez era sancionado como penalti y Szymanowski la mandaba al lado contrario de la estirada de Adán. El primero llevaba la locura a las gradas. Y el segundo, repetimos cuando todavía era de día, llegaba tras un error defensivo de los que te dice el entrenador en chupetines. El Zhar encontraba autopista y sin peaje dentro del área y hacía el segundo tanto. En un cuarto de hora 2-0. Los béticos o seguía de Feria o estaban ya pensando en el mes de junio porque tan solo Alex Alegría en dos ataques tímidos intentaba maquillar la imagen que no el resultado y el lateral Rafa Navarro.

Mientras lo minutos transcurrían con el 2-0 las gradas eran un fiesta pepinera de Primera División. Al descanso 2-0 y tras la reanudación algunos iban descansando en el AVE y otros querían más fiesta. Y es que este lunes era el mejor momento de la semana para el Leganés. La jugada que resume el partido entero ocurría en el minuto 65. Joaquín en la medular se la deja a Rubén Pardo. Los dos andando y ante tal desidia y la presión de Gabriel el bético pierde el esférico. Gabriel ve adelantado a Adán y no se lo piensa para disparar desde 45 metros. Golazo y festival de alegría y fútbol en las gradas. Esta noche algunos iban montado en un Mercedes y otros de parecían una mala copia del coche de Alonso. La imagen del Betis ha sido lamentable y si algunos en los mentideros sevillanos dicen que ese vestuario tiene problemas hoy tendrán más motivos para asegurarlo.

El cuarto servía para darle el doblete a Szymanowski que suma 7 esta temporada siendo el máximo artillero de su equipo y para plantar la bandera de Primera División en Butarque una temporada más. La humildad, la normalidad, la ilusión y el trabajo se quedan en la máxima categoría una temporada más. La mejor Liga del mundo visitará un año más el sur de Madrid. Casi con toda seguridad al año que viene seguiremos siendo un pepino en Primera.

CD Leganés: Herrerín, Tito, Insúa, Siovas, Diego Rico, Rubén Pérez, Timor, El Zhar, Szymonowski, Gabriel Pires (68´por Bueno) y Guerrero (75´por Luciano)

Betis: Adán, Rafa Navarro, Pezzella, Tosca, Mandi, Álex Martínez (61´por Joaquín), Brasanac, Rubén Pardo, Jonas (61´por Cejudo), Álex Alegría  y Rubén Castro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.