El técnico y el segundo capitán comparecieron en la víspera del debut en Europa League expresando la ilusión y ganas que inspiran la competición continental

GETAFE / 18 SEPTIEMBRE 2019 / El equipo se prepara en las últimas horas para dar inicio a su tercera participación en la Europa League. Los azulones no llegan en el mejor momento dados los resultados, pero las sensaciones quedan compensadas por la las ganas por llegar lejos en una competición en la que con el paso de las rondas podrá encontrarse a rivales históricos a nivel continental.

El momento quiere vivirse sin la presión de tener que alcanzar un objetivo concreto. Djené destacaba la ilusión de “jugar en la competición por la que se luchó el año pasado” y se muestra confiado en las posibilidades del equipo por tener “un buen vestuario, un buen grupo y ser una ‘familia”.

Publicidad

Pero es de sobra conocido el carácter competitivo que el equipo presenta en el césped y que Bordalás replica ante los micrófonos. La prioridad para él es afrontar la competición en el corto plazo, usando el manido “partido a partido”, discurso que aplica con independencia del torneo. El técnico piensa en vivir la satisfacción de poder disputar esta competición con tranquilidad, que tanto para Bordalás como para muchas de los jugadores es una nueva experiencia.

La competición guarda recuerdo especial en el club por la magnífica participación de hace once años, en la que se alcanzaron los cuartos de final y estuvo muy cerca de eliminar al Bayern Munich. También la recuerda el ‘míster’ que considera ese recuerdo una motivación para que el equipo viva esta ocasión con la ilusión de poder emular algo similar.

Sobre el Trazbonspor

Bordalás destacó sobre el perfil del rival que el equipo turco su capacidad ofensiva, la experiencia de ciertos jugadores como Obi Mikel o Joao Pereira y que se maneja bien en los partidos con mucha ida y vuelta. También mencionó la numerosa afición que les acompaña, que hará acto de presencia en el Coliseum, ya que se esperan unos mil aficionados turcos en las gradas.

Publicidad
Publicidad

Por este motivo se ha declarado el partido de alto riesgo, lo que tiene como consecuencia que no se pongan a la venta durante el jueves entradas para el partido, con el objetivo de poder controlar y agrupar a todos los aficionados visitantes en un sector concreto y evitar la llegada de aficionados sin entrada en las inmediaciones del estadio.

El partido será a una hora algo inusual entre semana, por lo que quedan menos de 24 horas para que el Getafe comience a disfrutar del premio logrado la temporada pasada, cuando a las 18:55 horas eche el balón a rodar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *