Publicidad

Los azulones caen derrotados ante la encerrona defensiva del Basilea, que aprovechó el fallo de Djené para llevarse los tres puntos de El Coliseum

GETAFE / 24 OCTUBRE 2019 / Dolorosa derrota para los azulones en su estadio. El Basilea hizo valer su única ocasión en el inicio del partido y registró un partido dedicado en exclusividad a defender y chocar con dureza en cada balón dividido para impedir la reacción del Getafe, que merodeó mucho el área contraria pero remató poco.

Los getafenses figuraron en el césped de El Coliseum con menos cambios de los esperados. Djené, Nyom, Maksimovic y Jorge Molina repetían como titulares respecto al sábado, saliendo Enric Gallego y Damián de la convocatoria por molestias y Timor por sanción.

Publicidad

El plan de Koller neutralizó el de Bordalás

Marcel Koller, técnico del Basilea, reconoció en la previa haber examinado detenidamente el juego del Getafe y actuó en consecuencia. Los suizos renunciaron a jugar la pelota en corto en los primeros metros para esquivar la presión azulona, buscando al espigado delantero Ademi y esperando atrás cuando no tenían la posesión. A partir de esta idea, obligó al equipo local a llevar la iniciativa para incomodarle en una tarea que normalmente hace sufrir a los de Bordalás.

Así se vio en el gol del Basilea. A partir de un resbalón de Djené cuando intentaba deshacerse de la presión rival, los suizos crearon una acción de gol en la que Kevin Bua solo tuvo que recoger la pelota y cederla a Frei, que fusiló desde la media luna y puso en ventaja a los suyos a los 18 minutos.

Nikolic salvó el empate

El accidente de gol sufrido dejó tocado por momentos a los de Bordalás, pero Ángel lideró la reacción del Getafe. Antes del gol, mandó al poste en un saque de falta y tras él, con la energía que acostumbra se anticipaba en sendas acciones al primer palo, protagonizando las mejores llegadas de su equipo. Una de ellas se escapaba por centímetros tras su cabeceo y en la segunda ocasión el portero Nikolic sacaba un pie prodigioso ante el disparo cruzado.

Publicidad

El resto del primer tiempo bien podría resumirse en choques, codazos y golpes, principalmente de una defensa visitante que nunca adoleció de contundencia. Una de esas disputas obligaría a Bruno a abandonar el partido sustituido, dando lugar al ingreso de Cabrera.

Suspenso en ataque

La segunda parte fue un ejercicio ofensivo de 45 minutos para el Getafe. El Basilea renunció a atacar, espero unido sin ceder oportunidades y el Getafe decepcionó, mostrando una evidente falta de creatividad con el balón. En el inicio de la segunda parte Raúl Carnero estuvo a punto de empatar en el lanzamiento de una falta al borde del área, pero apareció de nuevo Nikolic. Esta acción inauguró una oleada de llegadas que se iría enfriando con el paso de los minutos.

Publicidad

Los de Koller insistieron en emplearse con dureza para ralentizar el partido y, a la novena tarjeta amarilla recibida, se quedaron con diez jugadores, siendo expulsado Kevin Bua en el 73. Ni siquiera la ventaja de futbolistas facilitó espacios al Getafe, obcecado en formular jugadas en individual que eran fácil de resolver para los defensores visitantes. Tampoco los cambios mejoraron el juego del equipo y los minutos pasaban sin finalizaciones que pusieran a prueba a Nikolic.

Publicidad

Finalmente la resistencia estoica del Basilea se hizo fructífera, llevándose una victoria que les coloca líderes del grupo. Pese al mal resultado, el Getafe se mantiene segundo y saca tres puntos al tercero, el Krasnodar, que se llevó la victoria de Turquía por 0-2.

Bordalás tendrá que realizar con los suyos examen de conciencia. El equipo volvió a verse impotente en el plano ofensivo cuando el rival se encierra, tal como ha sucedido en otras ocasiones contra equipos de perfil similar. El equipo tendrá dos días para realizar correciones, antes de viajar a Sevilla para jugar el domingo a las 18:30 horas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.