Publicidad

Agentes de la Guardia Civil han logrado desmantelar un punto de distribución de sustancias estupefacientes que operaba desde un bar de San Lorenzo de El Escorial, tal y como ha informado este miércoles la Comandancia en una nota de prensa. Los responsables de esta actuación han sido agentes pertenecientes al Equipo de Prevención de la Primera Compañía de la Guardia Civil.

El operativo culminaba con una inspección al local, tras haber detectado una asistencia inusual de personas que acudían al establecimiento en el que permanecían escasos minutos. Estas personas, tras ser identificadas, portaban diversas sustancias alegando que las habían adquirido en el bar investigado.

Publicidad
Un furgón de la Guardia Civil a su llegada a la Audiencia Provincial de Madrid (Foto: EP)

Durante la inspección que realizaron los agentes en el establecimiento en cuestión, fueron localizados un total de 451 gramos de hachís y dosis de cocaína y marihuana. La droga se encontró, según explican desde la Guardia Civil, en las diferentes estancias del bar y en dobles fondos practicados para la ocultación de las sustancias.

Asimismo, en la operación efectuada por los agentes fueron intervenidas cuatro básculas de precisión, bolsas para la distribución y 1.680 euros en moneda fraccionada. Debajo de un sillón llegaron a encontrar, además, un machete de grandes dimensiones y una navaja utilizada para el corte de las sustancias.

El hallazgo propició la detención de la responsable del establecimiento, por su presunta implicación en un delito contra la salud pública. La detenida es una ciudadana de origen magrebí de 23 años. Tras ser puesta a disposición de la autoridad judicial competente, el juez decretó su ingreso en prisión.

Desmantelada plantación en la Cañada Real Galiana

Esta actuación se suma a la que ha resultado con el desmantelamiento de una plantación de cultivo de marihuana ‘indoor’ escondida en una parcela de la Cañada Real Galiana, ha informado este miércoles la Jefatura Superior de la Policía de Madrid en un comunicado.

En el registro, efectuado por agentes de la Policía Nacional a finales del pasado mes de abril, se intervinieron casi 500 plantas de marihuana, además de diez gramos de heroína, dos gramos de cocaína y más de 400 euros en efectivo.

Plantación de marihuana en la Cañada Real.

En este proceso, los agentes localizaron un transformador de grandes dimensiones conectado de manera fraudulenta a la red de alumbrado público. Asimismo comprobaron que uno de los domicilios contaba con una estancia anexa donde los clientes, tras adquirir las sustancias, las consumían.

A consecuencia de este operativo, fueron detenidas tres personas pertenecientes a la misma familia; un padre y sus dos hijos, como presuntos autores de un delito contra la salud pública y otro de defraudación de fluido eléctrico

Olga Martín

Periodista especializada en el ámbito digital. Cuenta con más de 15 años de trayectoria profesional como redactora en diferentes periódicos, agencias de noticias y cadenas radiofónicas, aunque en...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.