Datos de la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en España

REGIONAL / 17 JULIO 2020 / La Comunidad de Madrid cuenta con un 7,8 por ciento de la población, más de 510.051 residentes, en situación de pobreza severa, según un informe de la Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social en España (EAPN-ES), titulado ‘El paisaje del abandono’.

A nivel nacional, al menos 4,2 millones de personas en España se encuentran en pobreza severa –grupo de la población al que se dirige el Ingreso Mínimo Vital aprobado recientemente por el Gobierno– y su perfil es el de una persona española joven con hijos, con un nivel educativo medio o alto y con trabajo.

Publicidad

“Son personas que ‘han hecho los deberes’ pero que permanecen atrapadas en una estructura que no les permite desarrollarse”, ha precisado el autor del estudio e investigador de la EAPN-ES, Juan Carlos Llano, este jueves 16 de julio durante una presentación online.

En concreto, de las personas en situación de pobreza severa, el 51,2% son mujeres frente a un 48,8 por ciento de hombres; y una de cada cuatro (24,3 %) tiene menos de 18 años, un porcentaje que se eleva hasta un 40,5% si se suman las personas entre 18 y 29 años. Por lo tanto, el autor concluye que “la juventud está muy sobrerrepresentada”.

Por otra parte, el grupo de personas mayores en pobreza severa representa el 8,7 por ciento del total y el autor destaca que la práctica totalidad de sus ingresos vienen determinados por el importe de las pensiones que reciben, es decir, que no pueden salir por sí mismas de la situación de pobreza severa. Además, estas personas quedan fuera del nuevo Ingreso Mínimo Vital al tener más de 65 años.

Publicidad
Barcelona 19-01-2018 – Reportaje sobre la pobreza energetica En la foto Alba con uno de sus tres hijos en su piso de Ciutat Meridiana Foto Carlos Montanes

Además, del informe se desprende que tener hijos es un importante factor de riesgo, pues el 38 por ciento de la población en pobreza severa son hogares formados por dos adultos con uno o más niños a cargo.

En cuanto al nivel de estudios, más de un 36 por ciento de las personas en pobreza severa en España han completado la segunda etapa de la educación secundaria o cuenta con estudios superiores, frente a un 32,3 por ciento que sólo ha terminado la educación primaria o menos y un 31,1 por ciento que tiene la primera etapa de la educación secundaria.

Publicidad

Igualmente, el porcentaje de personas ocupadas dentro de la población en pobreza severa es muy similar al de desempleadas. En concreto, el 30,3 por ciento tienen un trabajo frente a un 32,8 por ciento que están en paro. Atendiendo a la nacionalidad, el 74,1 por ciento son españoles frente a un 25,9 por ciento de extranjeros.

Publicidad

Así, la EAPN señala que se revela un perfil “muy distinto al que se intenta imponer desde determinados centros de interés”, según precisa el informe, que añade que “no se trata de personas negligentes que tratan de aprovecharse del sistema social para conseguir vivir sin trabajar”.

Muy pobres a pesar de trabajar

En concreto, el informe muestra que del total de personas con un empleo en España, prácticamente 1 millón de personas, el 5,4 por ciento, están en pobreza severa. “Es cierto que para no ser pobre hay que tener un trabajo, pero la inversa es falsa: se puede conseguir un trabajo y ser pobre e, incluso, trabajar y ser muy pobre”, advierte el estudio.

Según ha precisado Juan Carlos Llano, de los datos se desprende que “no es una colección de casos particulares” sino que “corresponde a una situación estructural”. Entre las conclusiones, también destaca que hay una “gran diversidad territorial” y que la protección que han recibido hasta ahora las personas en pobreza severa ha sido “muy insuficiente”.

En cuanto al territorio, el estudio señala que las cifras más altas de pobreza severa se dan en Canarias, Región de Murcia, Andalucía, Castilla-La Mancha y Extremadura, con porcentajes que oscilan entre el 13 y el 16 por ciento del total de su población. En valores absolutos, Andalucía agrupa a algo más de 1,1 millones de personas en pobreza severa; le siguen la Comunidad de Madrid, la Comunidad Valenciana y Cataluña con cifras entre 420.000 y 510.000 personas.

El informe está realizado con los últimos datos disponibles y aunque esto pueda suponer que algunos datos son antiguos, el autor del estudio ha precisado que lo que ha podido variar es el número de personas en situación de pobreza severa pero no el modo de vida de estas personas que sigue siendo “bastante actual”. Además, ha indicado que el impacto negativo del coronavirus obliga a considerar estos datos como “un mínimo”.

El presidente de la EAPN-ES, Carlos Susías, ha declarado que para hacer frente a esta grave situación de pobreza en España hay que valorar herramientas como el Ingreso Mínimo Vital, aunque ha indicado que “hay que mejorar su cuantía situándolo por encima del umbral de pobreza, así como su cobertura para que llegue a todas las personas que lo necesitan, y agilizar la tramitación”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *