Publicidad

Los madrileños pueden retrasar el pago de impuestos regionales sin que se aplique recargo o penalización

REGIONAL / 26 MAYO 2020 / La Comunidad de Madrid amplía un mes más el aplazamiento pago de los impuestos cedidos y del de gestión propia, hasta que finalice la crisis del coronavirus.

Para ello, el Gobierno regional ha dictado una resolución, que entrará en vigor mañana 27 de mayo, y que extiende la moratoria del pago de los tributos recogida en la Orden del consejero de Hacienda y Función Pública del pasado 26 de marzo.

Publicidad

Tal y como ha recordado el Ejecutivo autonómico en un comunicado, las medidas de aplazamiento comenzaron el pasado 13 de marzo cuando el Consejo de Gobierno acordó declarar días inhábiles los comprendidos entre el 13 y el 26 de marzo, lo que afectaba a la presentación de declaraciones y autoliquidaciones de impuestos autonómicos.

Esta moratoria se prorrogó un mes más el 26 de marzo y el 21 de abril, y se seguirá ampliando mientras dure la crisis sanitaria, con el objetivo de “que ningún contribuyente madrileño, ya sea una empresa, una pyme, autónomo o persona física, se vea afectado por esta situación”.

Impuestos como el de Sucesiones y Donaciones se incluyen en esta moratoria

En concreto, este aplazamiento afecta al pago de los siguientes impuestos: Sucesiones y Donaciones, Actos Jurídicos Documentados, Impuesto de Transmisiones Patrimoniales e impuestos del juego. Desde su puesta en marcha, la Comunidad estima que la moratoria de tributos autonómicos beneficiará a cerca de 164.000 contribuyentes y tendrá un impacto en la recaudación de 586 millones de euros.

Publicidad

El objetivo del Gobierno con esta iniciativa es “mejorar la liquidez de las empresas y familias de la región, que podrán retrasar el pago de impuestos sin que se les aplique cualquier tipo de recargo o penalización”.

Los impuestos más bajos de España

La Comunidad de Madrid aplica una política fiscal basada en impuestos bajos con el objetivo de “dinamizar la economía y el empleo, y generar oportunidades para todos los madrileños“. En este sentido, Madrid tiene el tramo mínimo autonómico del IRPF más bajo de toda España con el 9 por ciento, (la media española es del 9,5 por ciento), “lo que beneficia a todos los contribuyentes pero, de manera especial, a las rentas más bajas”.

Además, el impuesto de Sucesiones y Donaciones está bonificado al 99 por ciento para los grupos I y II, y la Comunidad de Madrid es la primera región española que ha aprobado bonificaciones en este impuesto para hermanos, tíos y sobrinos.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.