Publicidad

Ediles de Ahora Getafe critícan la gestión de su grupo municipal

Javier Alcolea y Enrique Herrero, concejales de Ahora Getafe y miembros del partido POSI, escriben una carta afirmando que “fue un error haber votado en contra de las ordenanzas” y que hasta la fecha el grupo municipal trabaja “con mecanismos provisionales que no garantizan un funcionamiento democrático” 

GETAFE/ 24 ENERO 2016/ Dos concejales de Ahora Getafe, Javier Alcolea y Enrique Herrero, (pertenecientes al Partido Obrero Socialista Internacionalista, POSI) han firmado una carta que el pasado 4 de enero remitieron a sus compañeros de Ahora Getafe y fue difundida el 18 de enero en una de sus asambleas. En ella, rectifican su postura sobre la votación en contra de las Ordenanzas Municipales y consideran que “la decisión correcta hubiera sido la de la abstención”. Según ambos concejales cualquier decisión tenía que haber estado “por encima de cualquier consideración estratégica de enfrentamiento de partidos” para según ambos “tener en cuenta siempre qué es lo más beneficioso para los vecinos” reconociendo de esta manera que las Ordenanzas presentadas por el PSOE eIU  “son indudablemente más beneficiosas para las vecinas y los vecinos de nuestro municipio que las que, con nuestro voto, hemos contribuido a mantener un año más”.

Alcolea y Herrero no se quedan sólo en esta consideración. En la carta que se puede leer íntegra en el blog de POSI, reconocen que el anuncio que se hizo sobre la bonificación del IBI durante los 3 primeros años para las viviendas de protección oficial calificadas como VPPL, (anunciado a bombo y platillo antes de que por pleno se debatieran las ordenanzas fiscales tumbadas por ellos mismos) la conocía toda la oposición.  “Es verdad que la oposición al completo conocía esta medida y no se planteó objeción alguna”. Algo que, a pesar de conocer y no oponerse, criticaron a posteriori, cuando vieron que la no aprobación de las ordenanzas fiscales daba al traste también con esta bonificación y tuvieron que lidiar con la inmediata protesta de sus vecinos.

Publicidad
Publicidad

También critícan los movimientos que, desde su propio grupo municipal, se hicieron para defenderse de este voto. “La decisión adoptada posteriormente por parte del grupo municipal de ahondar en esa polémica y publicar información que se da por veraz – siendo que cuando menos está sujeta a interpretación por los funcionarios del Estado – nos lleva por un camino cuyo final es incierto y puede resultar tremendamente lesivo tanto para la ciudadanía como para el grupo municipal y el conjunto de la candidatura. Nosotros no somos partidarios en absoluto de esta estrategia”.

Falta de organización

Los concejales de Ahora Getafe lamentan que durante 7 meses hayan cargado  con todo el trabajo “no podemos seguir funcionando como hasta ahora de modo que un puñado de personas toma todas las decisiones, asume toda la responsabilidad y realiza la mayor parte del trabajo. Prácticamente apenas funciona el llamado grupo de coordinación y toda la responsabilidad se concentra en el grupo de concejales.

Por último, señalan que actúan con “mecanismos provisionales”, que esta forma de actuar “no garantizan un funcionamiento democrático” y que el grupo municipal necesita una “verdadera dirección elegida que aplique la orientación política que se decida en las asambleas. Necesitamos auténticos grupos de trabajo (…) necesitamos asesorarnos mucho mejor”

Es por ello que piden hacer balance de estos 7 meses donde subrayan, son un grupo municipal con 20.000 votos recogidos en las pasadas elecciones municipales, sobretodo de dos de los barrios, Molinos y Buenavista “generando unas expectativas de cambio lo bastante grandes como para defraudarlas a la primera”.

Sonia Baños

Periodista. Directora de Noticias para Municipios y miembro de SML

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.