Publicidad

El Defensor del Pueblo recibió en 2021 un número considerable de actuaciones se centran en la existencia de vertederos irregulares en algunos municipios en los que hay sitios con basuras depositadas de manera incontrolada en zonas alejadas de los núcleos urbanos, poco transitadas y de difícil acceso, como ha sido el caso, entre otros, de los encontrados en San Martín de la Vega, Valdemoro y Collado Villalba.

Así consta en el Informe anual entregado por el Defensor del Pueblo, Ángel Gabilondo, al Congreso de los Diputados, en el que aborda este «problema de especial complejidad y repercusión negativa hacia el medio ambiente».

Publicidad

Los ayuntamientos manifiestan que, en la mayoría de los casos, «resulta imposible determinar el origen y la autoría del vertido, por lo que tienen que asumir la recogida de los residuos vertidos en espacios públicos del municipio». Por eso, esta institución recomienda que, a fin de evitar estas situaciones, se adopten medidas para proteger su territorio.

En este sentido, el Ayuntamiento de San Martín de la Vega ha informado a esta institución de que, para evitar la aparición de nuevos vertederos en los caminos de dominio público, ha adoptado nuevas actuaciones, que han consistido en servicios especiales de vigilancia de la Policía Local por determinadas zonas para prevenir y localizar a los autores de estos hechos o cortes de viales para evitar el paso de vehículos.

El Defensor también sigue dos actuaciones por varios depósitos irregulares de residuos procedentes de la construcción en Valdemoro. En la más avanzada, la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Agricultura, de la Comunidad de Madrid, ha sancionado a las empresas responsables con una multa por incumplir la legislación de residuos, pero estas no han cumplido con su obligación de retirarlos.

Tras iniciarse la actuación, la Consejería ha comunicado que finalmente se han limpiado las parcelas donde estaban abandonados los residuos. La actuación prosigue con el Ayuntamiento para comprobar si el movimiento de tierras en las parcelas disponía de licencia municipal.

Abandono

El departamento que dirige Ángel Gabilondo ha podido concluir este año la actuación seguida con el Ayuntamiento de Collado Villalba por el reiterado abandono de neumáticos fuera de uso en un polígono industrial.

La normativa específica sobre estos residuos, modificada en agosto de 2020, establece la obligación de los generadores de neumáticos fuera de uso de hacerse cargo de los que se generen dentro del marco de sus actividades (por ejemplo, un taller) y de entregarlos al productor de neumáticos (por ejemplo, al fabricante), o a un centro autorizado o gestor, a menos que procedan a gestionarlos por sí mismos.

Además, esa normativa prohíbe específicamente el abandono de neumáticos en todo el territorio nacional y remite a dicha ley para la sanción del incumplimiento de las obligaciones de gestión o de la prohibición de abandono (artículo 46 de la Ley de residuos).

Análogas previsiones pueden extraerse de la legislación autonómica y de la ordenanza municipal en la materia, donde se especifican, además las competencias municipales e inspección y sanción, apunta el informe.

Identificaciones

El Ayuntamiento manifestó al Defensor las dificultades existentes para identificar al responsable del abandono de los neumáticos; «sin embargo no parecía que se hubiera dirigido a las instalaciones generadoras de neumáticos existentes en la localidad para que acreditaran documentalmente, tal y como exige la Ley de Residuos, que los habían gestionado correctamente, por ejemplo mediante la presentación de aquellos documentos que demuestren que los han entregado a un gestor para ser reciclados o para darles el tratamiento que corresponda».

Si bien el ayuntamiento no ha establecido formalmente el plan de inspecciones que el Defensor del Pueblo le recomendó, sí ha adoptado varias medidas con la finalidad de prevenir el abandono y evitar riesgos para la salud pública o el medio ambiente.

Así, ha contratado a una empresa para que se encargue de la recogida de residuos y se ha dotado de un servicio de inspección ambiental al que ha encomendado la inspección rutinaria de las instalaciones generadoras de residuos en polígono industrial P-29 y en otras instalaciones de la localidad.

No obstante, la Institución recalca que ha de conseguirse que quien genera el residuo, y no el Ayuntamiento con los presupuestos públicos, «asuma los costes de gestión, como exige la Ley».

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.