La constructora reclama 369 millones a la Comunidad de Madrid

MÓSTOLES / 15 JULIO 2016 / El proyecto de construcción de Cercanías entre Móstoles y Navalcarnero, que OHL se adjudicó en 2007 y que está paralizado, ha sido declarado en concurso voluntario de acreedores por el Juzgado de lo Mercantil número 1 de Madrid.

La declaración de concurso se registra después de que hace más de un año la constructora pidiera la resolución del contrato de construcción y posterior explotación de la línea, por considerar que la Comunidad de Madrid había incumplido sus obligaciones contractuales.

La constructora solicitó hace un mes amparo concursal para el proyecto, dada su situación de insolvencia y después de que el Tribunal Superior de Justicia de Madid rechazara suspender cautelarmente la sanción de 34 millones de euros que le impuso la Consejería de Transportes regional en febrero.

Indemnización millonaria

En la actualidad, OHL reclama al Gobierno regional una indemnización de 369 millones de euros por las inversiones que ha realizado en el proyecto hasta su paralización, y por daños y perjuicios.

La compañía asegura haber invertido 238 millones de euros en la obra y haber planteado soluciones, como evitar el trasbordo en Móstoles de viajeros que realizaran el trayecto Atocha-Navalcarnero-Atocha, o la de eliminar las vías en superficie que dividen el municipio de Móstoles.

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.