Publicidad

En una primera fase, comenzarán a funcionar solo los semáforos regulatorios del tráfico que van a permitir la incorporación desde la Vía de los Poblados a la M-40

MÓSTOLES-ALCORCÓN/ 26 FEBRERO 2019/ Los semáforos en la A-5 comenzarán a funcionar a las once de la mañana de este martes de manera convencional, continuando así el Plan de transformación de la autovía de Extremadura en una zona urbana.

La primera fase de la actuación en la A-5 pasaba por la instalación de los semáforos. Estos semáforos son una realidad desde primeros de año pero “quedaba por resolver un trámite con el suministro eléctrico”, ha explicado Calvo.

Publicidad

En una primera fase, comenzarán a funcionar solo los semáforos regulatorios del tráfico que van a permitir la incorporación desde la Vía de los Poblados a la M-40. Después, en una segunda fase estarán en los cruces para permitir a los vecinos y vecinas de barrios de Batán, Lucero, Aluche y Campamento, en el distrito de Latina, que puedan cruzar a nivel.

Instalación de los semáforos en uno de los tramos de la A-5

Comunidad y alcaldes se oponen

Desde la Comunidad de Madrid han exigido la paralización de esta medida con una carta que la consejera de Transportes, Rosalía Gonzalo, ha enviado a la delegada de Medio Ambiente y Movilidad, Inés Sabanés, en la que reprocha al Consistorio que no hayan enviado ni al Gobierno regional ni al Consorcio Regional de Transportes “información o documentación alguna relativa a esta actuación”.

Por ello, Gonzalo solicita al Consistorio “la remisión” de toda la información relativa a este plan para convertir en una vía urbana el paseo de Extremadura y poder “evaluar sus posibles efectos sobre el transporte público, con carácter previo a la adopción de cualquier decisión”.

Publicidad

La alcaldesa de Móstoles, Noelia Posse (PSOE), también criticó ayer la actuación “unilateral” del Ayuntamiento de Madrid en su decisión de instalar semáforos en la autovía A-5, insistiendo en que hubiera sido “fundamental” haber alcanzado un consenso ante la adopción de medidas de este tipo.

También el alcalde de Alcorcón, David Pérez (PP), criticó ayer la “imposición” de esta medida, ya que considera “irresponsable” el hecho de “tomar medidas dudosamente constitucionales a sabiendas de que van a tener un daño a los ciudadanos”.

“Para que no vayamos, han decidido que nos quieren cerrar la entrada a Madrid y, como eso legalmente no se puede realizar, lo van a hacer mediante un mecanismo de la vía de los hechos”, ha añadido Pérez, quien este martes protagonizará, junto a alcaldes y portavoces del PP, una concentración en la propia autovía A-5 para mostrar su rechazo.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.