Publicidad

Durante la pandemia del coronavirus se intervinieron otros 13 centros de mayores en la región

LEGANÉS / 25 JUNIO 2020 / La Comunidad de Madrid ha dejado de asumir la Dirección de la residencia ‘Vitalia Home’ de Leganés, la que más fallecidos por Covid-19 registró durante la pandemia del coronavirus, función que asumió la Administración regional durante la fase más crítica de la epidemia por el exceso de mortalidad, cifrada en más de 90 residentes.

La Consejería de Políticas Sociales, Igualdad, Familias y Natalidad ha anulado también las intervenciones en otras 13 residencias de la región, que se llevaron a cabo, según la orden ministerio del 19 de marzo, para garantizar el aislamiento de pacientes, la limpieza, coordinación para el diagnóstico, seguimiento y, en su caso, derivación de los residentes.

Publicidad

En el caso de ‘Vitalia Home’ Leganés, el comité de familiares de usuarios de la residencia cifraba a finales de abril en 96 los mayores fallecidos en el centro desde el inicio de la pandemia. Un informe de la Policía local situaba, el 18 de mayo, en 92 los óbitos en el centro por “todas las causas”. Fue una de las residencias que, tras la denuncia del Ayuntamiento, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ordenó medicalizar mediante dos autos.

Otros centros

La Consejería intervino también a principios de abril las residencias DomusVi Espartales, Casaquinta Ciempozuelos, Isabel La Católica-La Ventilla, Fundación Reina Sofía Alzheimer, Sergesa Boadilla, Monte Hermoso Madrid, Residencia de Usera, Geriatel Rivas, Orpea Santo Domingo, Santísima Virgen y San Celedonio, La Purísima Concepción, Santa Teresa Jornet debido a un “incremento inesperado de fallecidos” por coronavirus. Un mes después sumó el geriátrico Las Golondrinas de Robledo de Chavela.

Un bombero en las labores de desinfección de una residencia en Leganés.

La principal función del interventor durante una primera fase fue “detectar rápidamente los principales problemas” que llevaron a estas dramáticas sitauciones, ya fuera falta de material sanitario, de personal, organizativos, etcétera.

Publicidad

Especialmente importantes fueron el control de los protocolos de aislamiento y zonificación, la entrada de personas del exterior y el uso de equipos de protección individual por parte de residentes y trabajadores, además de que la comunicación fuera más fluida de los residentes con sus familiares.

Otra de sus funciones fue “asegurar una correcta coordinación con los geriatras de enlace y centros médicos, que desde hace unas semanas realizan visitas físicas a los geriátricos madrileños.

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.