La empresa municipal de Limpieza y Medio Ambiente (LYMA) ha realizado -junto a la Unidad de Medio Ambiente de Policía Local y la delegación de Sostenibilidad- intervenciones en un total de 39 «vertidos incontrolados» en lo que va de año.

En este periodo, se han depositado en un gestor especializado más de 600.000 kilos
de escombros,
que se han detectado sobre todo en caminos y polígonos industriales tras ser retirados por la empresa pública.

Durante las diferentes investigaciones se han detectado restos de amianto en algunos de estos escombros, para lo que ha sido necesario establecer los protocolos de salud
contemplados en el RD 396/2006 durante su retirada, contratando a una empresa externa que ha realizado 5 intervenciones por importe de 20.000 euros.

Escombros retirados

Además, en la vía pública se han localizado 426 sacos de escombro con propietario, a los cuales se ha instado a su retirada. También se han registrado 156 incidencias de
sacos sin nombre o abandonados, que han sido retirados.

El Ayuntamiento tiene previsto realizar una campaña de control del documento de identificación de residuos, de acuerdo RD 553/2020 de 2 junio, por el que se regula el traslado de residuos en el interior del territorio del Estado.

David G. Castillejo

Corresponsal de Noticias para Municipios, Europa Press en la zona Sur de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.