Publicidad

Entre otras cosas, también se reclama la terminación de la construcción en una sola fase de los centros públicos Miguel de Cervantes, El Bercial y Emperador Carlos V

GETAFE/ 28 JUNIO 2017/ La Plataforma por la Escuela Pública de Getafe, las AMPAS de los CP Miguel de Cervantes y El Bercial, así como las Asociaciones de Vecinos de Molinos-Buenavista y la Asociación Los Molinos Existe, han convocado una concentración frente a la Dirección de Área Territorial Sur, este jueves, a las 18 horas.

Los convocantes exigen la construcción de colegios e institutos públicos para los nuevos barrios de Getafe, como la terminación de la construcción en una sola fase de los centros públicos Miguel de Cervantes, El Bercial y Emperador Carlos V; la construcción inmediata de un segundo colegio en el barrio de Los Molinos, y de un nuevo Instituto, ya proyectado, en el barrio de El Bercial.

Publicidad

También una escuela infantil y un colegio (0-12 años) en el barrio de Buenavista y la terminación de las obras del CEIP Miguel de Cervantes antes del inicio del próximo curso escolar.

Consideran las comunidades educativas de estos colegios llevan años sufriendo la mala planificación de la Administración Educativa de la Comunidad de Madrid, al retrasarse la construcción de los centros educativos necesarios, manteniendo la política de construcción por fases de los centros nuevos.

Oferta educativa

Los barrios nuevos de Los Molinos, El Bercial, Buenavista y Rosón llevan años esperando una oferta educativa de plazas públicas que se ajuste a las necesidades de las familias, tal y como se refleja en los padrones municipales que muestran el desarrollo demográficos de estos barrios.

Publicidad

Asimismo, han señalado que dicha carencia de plazas deriva en que decenas de niños y niñas sean escolarizados en otros barrios, las familias tengan que trasladar en sus vehículos particulares a sus hijos o los hermanos tengan que estar escolarizados en distintos colegios.

Además, los centros que se construyen se realizan por fases lo que significa que durante años el alumnado, las familias, los docentes y el personal de control están obligados a convivir entre grúas, camiones, vallas de obra, ruido, polvo y un sinfín de incomodidades.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.