La Federación de Ampas de Coslada se reúne con la Dirección del Área Territorial Madrid-Este para exponer sus preocupaciones

COSLADA/ 30 JULIO 2020/ La Federación de Ampas de Coslada, FAMPA, se ha reunido con la Dirección del Área Territorial de Madrid-Este para exponer sus puntos de vista de cara a los diferentes escenarios que se plantean con el comienzo del nuevo curso escolar.

Así, la presidenta de la FAMPA, Susana Cabeza, ha señalado que “las familias y por lo tanto las AMPAS estamos preocupadas y sentimos una gran incertidumbre con los escenarios planteados para el comienzo del curso”.

Directiva de la FAMPA de Coslada

De esta forma, la presidenta ha subrayado que “como FAMPA nos parecía importante mantener contacto con la DAT, y expresar las dudas que nos surgían en distintos temas”.  Así, ha señalado que “no queremos que se quede en una única reunión, sino que haya una relación cordial, de entendimiento y recíproca por el bien de toda la Comunidad Educativa”.

Publicidad

Reunión en la DAT

Tal y como han expuesto desde FAMPA, en la reunión con Jorge de la Peña, Director de Área Territorial Madrid Este de Educación (DAT), se ha preguntado por los protocolos sanitarios, educativos, tecnológicos, etc, de cara a la incorporación del alumnado en septiembre.

En este sentido, en el ámbito sanitario, desde la DAT se ha señalado que “han dotado y van a seguir dotando a los centros con mascarillas, gel hidroalcohólico y jabón, aunque ya hay centros que se han adelantado y han comprado estos materiales”. En el aspecto del profesorado, han señalado que “por el momento”, no se contempla contratar a profesores extra. 

Asimismo, en el ámbito tecnológico la DAT ha subrayado que “han hablado con las direcciones de los centros para saber las necesidades que hay en cada uno de ellos, y sí contemplan la compra de material tecnológico para ayudar a las familias que lo necesiten”.

Clases obligatorias

Tal y como han subrayado desde la FAMPA, hay familias que “nos han trasladado que tienen miedo al comienzo del curso porque tienen algún miembro de la familia de alto riesgo y quieren ver la posibilidad de no tener que llevar a su hijo o hija a clase”.

En este aspecto, como señalan, “nos han informado que tanto primaria como secundaria son obligatorias y deben ir a clase”, además, subrayan, desde la DAT afirman que “es un derecho que debemos tener en cuenta las familias. Por lo tanto, no hay opción a no llevarles a no ser que nos confinen otra vez“.

“Las familias tienen que ser escuchadas”

Susana Cabeza,  ha afirmado que “las familias tienen que ser escuchadas y se tiene que tener en cuenta su opinión en todo momento, para ajustarse a la realidad de las circunstancias, y así poder llegar a soluciones conjuntas que beneficien a todas las partes interesadas”.

Natalia Moreno

Periodista. 19 años dedicada a la comunicación corporativa y la estrategia digital en el sector financiero. Es CEO de Itopía, consultora de marketing y comunicación digital y colaboradora en medios...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.