Publicidad

El Ayuntamiento de Arganda del Rey, a través de su Concejalía de Obras Públicas, ha finalizado las obras de instalación de un elevador peatonal en la Colonia de los Almendros para paliar los problemas de accesibilidad a los bloques de viviendas situados en la parte alta de dicha colonia.

Aunque el ascensor ya está en funcionamiento, su inauguración oficial por parte del alcalde, Guillermo Hita, tendrá lugar el jueves 12 de mayo a las 19:30 horas, según ha avanzado el propio regidor a través de sus redes sociales.

Publicidad

Anteriormente, el acceso a los portales 2, 3, 4 y 5 no se podía realizar con silla de ruedas, además de que la escalera existente tenía una gran inclinación, ningún rellano y tabicas de distintas alturas.

Por eso, este elevador, instalado en la zona pública que ocupaba la citada escalera, salva la diferencia de cota existente, con dos paradas con desembarcos enfrentados. El objetivo es que sea lo más acristalado posible para tener buena iluminación y visibilidad desde el interior.

El cerramiento-estructura que acoge y sujeta la cabina y las instalaciones es prefabricado y también permite una mayor iluminación y visibilidad, permitiendo de esta manera una mayores seguridad.

Varios meses de obras

Las obras comenzaron con la demolición de la escalera y el muro de bloques de hormigón, para así vaciar el hueco de escalera hasta una altura aproximada de 4 metros. La escalera estaba formada por 23 peldaños sin ningún rellano y con tabicas de distintas alturas, por lo que era imprescindible este elevador peatonal en la zona pública que en la actualidad ocupa la citada escalera, facilitando el acceso a los portales mencionados a vecinos y vecinas con movilidad reducida.

Dada la excavación necesaria se llevaron a cabo muros de contención de hormigón armado con vallado metálico superior, para los cuales se realizó dicha excavación con entibación. A continuación se instaló el elevador y la estructura metálica de cerramiento del hueco solando de hormigón impreso el nuevo pasillo de acceso.

Los trabajos finalizaron con el remate del solado existente en la parte de conexión del elevador y con la colocación de luminaria de alumbrado en el pasillo, según ha señalado el Consistorio a través de sus redes sociales.

El ascensor, con una capacidad para 8 personas, cuenta con un sistema de alarma y un sistema de seguridad para que, en el caso de perderse el suministro eléctrico, desembarcaría en una de las paradas, suministrándole la energía unas baterías que se han instalado a tal fin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.