El aplazamiento de la declaración en el Juzgado de Alcorcón se debe a la falta de disponibilidad de una sala para llevar a cabo las comparecencias

ALCORCÓN/ 28 ABRIL 2017/ El juez de Instrucción número 3 de Alcorcón, Agustín Carretero, ha aplazado hasta el próximo 5 de mayo la declaración de una enfermera del turno de tarde de la residencia de mayores de Alcorcón donde el pasado 9 de abril falleció un anciano y de la Jefa de Área Territorial de Atención.

Fuentes jurídicas han señalado a Europa Press que el aplazamiento se debe a la falta de disponibilidad de una sala para llevar a cabo las comparecencias. Con esta empleada, se elevan a tres las enfermeras investigadas en la causa. La trabajadora comparecerá en calidad de investigada y la responsable del área de atención en concepto de testigo.

El magistrado ha remitido además a la Comunidad de Madrid un oficio para que determine qué organismo depende este centro de mayores por si hubiera una responsable civil de lo sucedido.

Las citaciones se producen después de que hace una semana declararan como investigadas dos empleadas de la residencia. La jefa de planta y la auxiliar de turno de noche manifestaron ante el juez que no tenían conocimiento, ni les habían reportado ninguna incidencia sobre la desaparición de ningún usuario.

Las dos continúan como investigadas en el procedimiento a la espera de concretar qué tipo penal se le puede atribuir en el transcurso de la instrucción, que podría ser un delito de omisión del deber de socorro o incluso un delito de homicidio imprudente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.