El Ayuntamiento de Alcalá de Henares ha retomado este mes el programa de talleres para las internas del Centro Penitenciario Madrid I de Alcalá-Meco que se realiza durante los periodos estivales.

Este programa es coordinado desde la Concejalía de Igualdad e impartido por profesionales de Igualdad, Salud y Juventud, a través del Centro de Información, Documentación y Asesoramiento Juvenil (CIDAJ), según ha informado el Gobierno municipal en un comunicado.

Publicidad

La concejala de Igualdad, Patricia Sánchez, ha asegurado que «estos talleres responden a algunos de los objetivos del Plan Estratégico de Igualdad de Oportunidades entre Mujeres y Hombres de Alcalá de Henares como la atención específica a mujeres en situación de vulnerabilidad por razón de género; la mejora de la salud integral de las mujeres; la toma de conciencia de discriminaciones sexistas; o la promoción del buen trato y las relaciones afectivo-sexuales igualitarias».

«En muchos casos la pérdida de libertad implica el debilitamiento e incluso la disolución de los lazos familiares puesto que son ellas las que sostienen la unidad familiar, lo que genera problemas de ansiedad y depresión», ha señalado la edil.

Por otro lado, son habituales otros factores de exclusión como el origen geográfico, la etnia, las conductas adictivas o su condición de víctimas de violencia machista, que producen situaciones de doble o triple discriminación.

El programa incluye contenidos dirigidos a abordar todas estas problemáticas a través de talleres para mejorar la autoestima, promover el autocuidado de la salud integral con hábitos saludables y para favorecer las relaciones afectivo-sexuales.

«Este programa pretende contribuir al fin último que tanto la Constitución Española como el resto de textos legales establecen para los centros penitenciarios, que es la necesaria y fundamental reinserción social«, ha añadido la concejala.

Centro Penitenciario Madrid de Alcalá-Meco

Alcalá Meco

Esta prisión fue inaugurada en 1978, por lo que es una de las prisiones más antiguas de la Comunidad de Madrid. Actualmente hay unas 700 internas repartidas entre las 385 celdas y 38 complementarias que dispone en su interior. En Alcalá Meco el 65% de las internas son extranjeras, el otro 35%, españolas, y el delito más común es el de la posesión y tráfico de drogas, seguido del robo.

La cárcel cuenta con talleres y cursos, además del grupo de teatro más representativo de las prisiones españolas, las Yeses. Peluquería, pintura, cerámica y manualidades, son algunos de los cursos que se imparten en dicho centro.

Las internas llevan una rutina en la que se levantan a la misma hora, van a sus áreas de trabajo (panadería, confección, informática, cocina,…) o bien a sus clases, de formación en Bachillerato o en estudios universitarios (UNED), y suelen comprar en el supermercado que les ofrece la prisión productos de primera necesidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.