Publicidad

El Grupo Parlamentario de Más Madrid ha registrado una iniciativa este lunes en la que proponen una modificación de la Ley de Violencia de Género de la Comunidad de Madrid para el reconocimiento de las víctimas de violencia vicaria y que éstas puedan acceder a los recursos de la Comunidad de Madrid.

En concreto, se trata de una Proposición No de Ley (PNL) con la que proponen, además, la creación de una línea de ayuda de pago único específica para las víctimas que no esté sujeta a nivel de renta ni otros condicionantes, y que les ayude a sobrellevar los costes de la situación, con el único requisito de estar en posesión del título habilitante.

Publicidad

«La violencia vicaria es un tipo de violencia machista sobre la que a día de hoy no hay legislación suficiente para dar recursos a las mujeres que la sufren. Es un deber político atender a este hueco legislativo y dar herramientas a las mujeres que se ven involucradas a estas situaciones», ha afirmado la diputada de Más Madrid y portavoz de Mujer en la Asamblea, Loreto Arenillas, en declaraciones remitidas a los medios.

La iniciativa insta también a crear un departamento específico dentro de la Dirección General de Igualdad para la gestión de las ayudas y recursos destinados a las víctimas de violencia vicaria.

Además, la propuesta de Más Madris también incluye una página web perteneciente a la Comunidad de Madrid donde se ofrezca toda la información e itinerario de ayudas y recursos para víctimas de violencia machista.

Asimismo, dentro de la iniciativa de la formación madrileña también se propone que se hagan campañas publicitarias de sensibilización específica contra la Violencia Vicaria en televisión y radio pública.

La portavoz del Grupo Parlamentario de Más Madrid, Mónica García, interviene en un pleno de la Asamblea de Madrid – Alberto Ortega / EP

Consecuencias irreversibles

La violencia vicaria se ha definido como un tipo de violencia ejercida por un progenitor maltratador como instrumento para causar daño a una madre utilizando a sus hijos en común, que puede llegar, en casos extremos, a terminar con la vida de estos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha señalado en sus últimos informes publicados que estos procesos de violencia provocan terribles consecuencias psicológicas difícilmente reversibles.

«Desde Más Madrid trabajamos para que todas las mujeres puedan vivir una vida digna y ninguna de ellas se quede en el camino por violencia machista. El derecho a vivir bien es un derecho que merecemos tener todas las personas y, en esa dirección, presentamos esta iniciativa para garantizar a las mujeres supervivientes una vida sin obstáculos», ha añadido Arenillas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.